Málaga

Los pantanos de Málaga siguen a la baja pese a un otoño húmedo

  • Los agricultores del Guadalhorce pedirán a la Junta de Andalucía un riego extra a finales de este mes si continúa sin llover

A pesar de que ha llovido más este otoño que el año pasado en las mismas fechas, los pantanos de la provincia de Málaga apenas lo han notado y almacenan incluso menos agua que cuando acabó el verano. Entre los siete embalses almacenan 350 hectómetros cúbicos, cuando hace un año tenían 400 y a finales de septiembre superaban los 366.

El hecho de que las intensas lluvias de las últimas semanas se hayan concentrado en gran parte en las zonas más próximas a la costa ha tenido mucho que ver. Las precipitaciones aguas abajo de las presas no han servido para incrementar las reservas hídricas embalsadas que siguen a la baja después de un año de continuo descenso

Todos los pantanos de la provincia, salvo el de La Concepción -que abastece a gran parte de la Costa del Sol occidental-, tienen menos agua que hace un año, según los datos de la red Hidrosur que gestiona la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio. Este embalse tiene, de hecho, el doble de los recursos hídricos de hace un año. Es decir, almacena 39 hectómetros cúbicos, cuatro más que hace una semana gracias a las escorrentías aportadas por las últimas lluvias.

Pero es la excepción porque en el resto hay menos agua y eso que en los siete embalses se ha recogido este año más agua de lluvia que en lo que va de año hidrológico que el pasado. Por ejemplo, en los pantanos del Guadalhorce ha llovido este año casi el triple que el anterior en el mismo periodo, ya que desde el 1 de octubre hasta fecha se han recogido en la zona más de 120 litros por metro cuadrado frente a los 46 del mismo periodo del año pasado.

Así, en el pantano del Guadalteba, las reservas hídricas embalsadas están unos 20 hectómetros cúbicos por debajo del volumen que tenían en noviembre del año pasado y apenas ha variado los 91 hectómetros cúbicos que tenía hace una semana, lo cual evidencia que las lluvias de la semana pasada no le ha beneficiado especialmente.

Las lluvias tampoco se han distribuido bien para los agricultores de la comarca del Guadalhorce que pedirán a la Delegación provincial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio un riego extra a finales de este mes si continúa sin llover como apuntan las previsiones meteorológicas.

A mediados de octubre terminó la temporada de riego de verano que se mantuvo de forma ininterrumpida desde mediados de abril. Pero ante la perspectiva de que el otoño pudiera ser tan seco como el anterior, la Junta de Andalucía ya se había comprometido con los regantes a autorizar un envío de agua desde los pantanos del Guadalhorce si fuese necesario en estos meses.

Las altas temperaturas de estos últimos días, unido a la falta de lluvia, podría perjudicar a los cultivos de invierno de los agricultores de la zona, que piden a la Administración agilidad para prever los riegos extra cuando sean necesarios para que no se pierdan las producciones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios