Marítimas

Primera carga ecológica en el puerto de Málaga

  • Se recupera la exportación de clínker con una cinta transportadora que reduce al 100% los daños medioambientales

Cintra transportadora ecológica cargando ayer clínker en el buque de bandera española ‘Medal’. Cintra transportadora ecológica cargando ayer clínker en el buque de bandera española ‘Medal’.

Cintra transportadora ecológica cargando ayer clínker en el buque de bandera española ‘Medal’. / J. C. Cilveti

Comentarios 0

En la madrugada de ayer finalizó la primera carga ecológica de clínker que se realiza en el puerto de Málaga. Paralizadas desde diciembre de 2018 las operativas de este producto con el que se fabrica el cemento Portland (un material muy pulverulento a la hora de ser movilizado), la larga tradición de exportación que durante años había tenido el puerto malagueño vuelve a reactivarse de la mano de la Sociedad Financiera y Minera (FYM) y la empresa Servimad Global en una coalición que, inicialmente, durante cinco años y con una significativa inversión económica abre un tráfico con muy buenas expectativas de futuro.

Tal y como informó Málaga Hoy en su página Marítimas del 9 de julio, después de montarse entre los muelles seis y siete una cinta transportadora para graneles sólidos manufacturada por la por la empresa sevillana Chia Espirales y Maquinaria de Transporte y tras efectuarse una serie de pruebas, este lunes se estrenó.

Este diseño de 160 toneladas y 54 metros de longitud especialmente fabricado para el puerto malagueño que ha supuesto un desembolso para Servimad de 2.250.000 euros, comenzaba a trabajar en coordinación con los dos almacenes de carga de 4.900 metros cuadrados de superficie que FYM tiene concesionados en zona oeste de pescadería.

Con la presencia de responsables portuarios, agentes de Servimad y Financiera y Minera y bajo la supervisión de técnicos de la empresa fabricante de esta estructura, a las 9:00 de ayer la nueva cinta transportadora se posicionaba sobre la bodega del buque Medal atracado en el muelle siete para iniciar la carga de 4.700 toneladas de clínker con destino al puerto irlandés de Waterford.

Manipulada esta máquina semiautomatizada por un solo operario y alimentada por dos camiones a la vez, el embarque se ejecutó este lunes a una velocidad de 650 toneladas por hora; una cadencia que puede ser aumentada a 800 y que debido a unos sistemas de aspiración reduce la emisión de polvo que produce la movilización de este granel mineral.

Utilizados un total de 16 camiones que realizaron cada uno 11 rotaciones desde la fábrica malagueña y desde los almacenes portuarios de FYM, la operativa ejecutada ayer que minimiza al 100% la contaminación medioambiental reabre la exportación de clínker. Un tráfico recuperado que según Servimad posibilitará la carga de uno o dos barcos al mes con la previsión de gestionar anualmente 250.000 toneladas de este producto

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios