Málaga

Los promotores dudan del certificado de calidad que propone la Junta

  • Admiten no disponer de información sobre la medida, aunque creen que si busca mejorar la imagen del urbanismo es positiva

La propuesta de crear un certificado de calidad para las promociones residenciales al objeto de evitar cualquier duda sobre su legalidad, que puso sobre la mesa públicamente el consejero de Vivienda y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía, Juan Espadas, el pasado miércoles ha pillado por sorpresa a los promotores y constructores de la provincia de Málaga. Así lo confesó ayer la gerente de este colectivo, Violeta Aragón, quien además mostró sus dudas respecto a lo que va a suponer esta nueva iniciativa y sus posibles implicaciones.

No obstante, la representante de la Asociación de Constructores y Promotores en Málaga (ACP) consideró que si la finalidad de la misma es, como expuso el consejero, la de despejar en los potenciales compradores cualquier dudad respecto a la viabilidad jurídica de algunas edificaciones, es positiva. "Nunca es tarde para mejorar la imagen del urbanismo realizado en la provincia, porque ésta ha sido dañada durante muchos años y nos va a costar repararla", comentó, al tiempo en que consideró "estupendas" todas las acciones que vayan encaminadas en ese sentido.

Aragón se mostró crítica con la ausencia por parte de la Consejería de Vivienda y Ordenación del Territorio de medidas que permitan revitalizar el sector de la construcción. "Aún no hemos visto ninguna concreta que se haya llevado a la práctica", se quejó.

Respecto a la falta de concreción del certificado de calidad ideado por la Junta, que según Espadas supone recoger el guante lanzado por profesionales del sector de Almería y Málaga, Aragón admitió que el colectivo no tiene muy claro en este momento "de qué certificado se habla". En este sentido, mencionó, de un lado, la posibilidad de que se trate de un procedimiento que incida en garantizar los derechos de los consumidores y compradores, aumentando el control y, de otro, que se trate de un aval que certifique la buena ejecución de una obra, algo que, a juicio de la reopresentante de la ACP "ya está controlado, puesto que hay que presentar un proyecto y una promoción ha de pasar un control para poder recibir la licencia de primera ocupación".

Asimismo, fue clara al asegurar que la asociación no tiene "noticias directas" por parte de la Administración autonómica en relación a esta iniciativa. "Esperamos que desde la consejería se pongan en contacto con nosotros para poder concretar la actuación", añadió.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios