Málaga C.F.

Esfuerzo sin premio, una pena

Esfuerzo sin premio, una pena Esfuerzo sin premio, una pena

Esfuerzo sin premio, una pena

El Málaga cayó derrotado nuevamente, esta vez probablemente sin merecerlo. Pero a este equipo le cuesta un mundo ganar un partido, la distancia de siete puntos con el que marca la salvación parece insalvable. No por la cantidad de puntos, sino porque nos cuenta imaginar un Málaga encadenando una racha de victorias.

Es una pena que el esfuerzo e intensidad indudable desde el inicio, poder adelantarse y desactivar a todo un Valencia, no se vea primado con una victoria (o como mínimo un empate) esto afecta a la moral. El equipo está dando la cara y, sinceramente, está compitiendo cada partido a pesar de los resultados.

Poco a poco fue imponiéndose con su juego. El Valencia empezó fuerte atacando la portería de Roberto y llevando el mando en todo momento. Los de José se mantenían replegados y buscaban el ataque directo mediante la dupla Ideye-En-Nesyri. El nigeriano estuvo omnipresente, cada balón era un momento de disputa y posterior peligro para la defensa visitante. De hecho, el Málaga encontró petróleo. Fue Ideye que remató a gol un córner. Los locales se sentían muy cómodos ante el Valencia de Marcelino que apenas inquietaba a pesar de adueñarse del balón. En el segundo tiempo, más de lo mismo. El Valencia intentando penetrar la muralla malaguista sin éxito y un Málaga que no renunciaba al intercambio de golpes con contraataques rápidos.

El Málaga hizo el segundo gol, pero el árbitro lo anuló por presunta falta de En-Nesyri en una nueva acción a balón parado.

José vio como el equipo empezaba a notar el desgaste. Los valencianistas dieron un paso adelante y a pesar de no mejorar mucho, encontraron el empate en un córner donde Coquelin ganaría el salto en la zona del primer palo. El Málaga cayó a la lona sin reacción, fruto de ello un pase mágico de Guedes provocó un penalti, que se encargaría de anotar Parejo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios