málaga cf | tenerife

Muñiz acepta las reglas

  • Huye de excusas públicas por las bajas, importantes, de esta tarde y asegura que no pide más fichajes al club

  • "Lo importante es el bloque, estoy satisfecho con lo que tenemos", dijo

Muñiz, en La Rosaleda durante el entrenamiento de ayer. Muñiz, en La Rosaleda durante el entrenamiento de ayer.

Muñiz, en La Rosaleda durante el entrenamiento de ayer. / álvaro cabrera

Muñiz no se esconde detrás de excusas. Virus FIFA, lesiones, fichajes, césped... Nada, el técnico acepta las reglas del juego y se centra en lo que tiene, en lo que hay, en el trabajo... Lo dejó claro en su comparecencia ante los medios previa al duelo de hoy contra el Tenerife.

"Dani (Pacheco) tiene molestias, no se ha recuperado del esfuerzo del otro día, tiene sobrecarga y se aconseja ser prudente para que no tenga que alargar. El equipo se ha recuperado bien, el caso de Dani es diferente porque hizo una pretemporada diferente y estuvo mucho tiempo entrenándose en solitario, jugó pocos amistosos. Sabíamos de las dificultados que podría tener él. Estamos bien preparados para competir", aseguró el técnico malaguista.

Sobre las bajas por los compromisos internacionales (Munir, N'Diaye, Haksabanovic), absoluta normalidad: "Espero que el Virus FIFA no se note. El que salga va a hacer un buen encuentro. Ojalá afecte lo menos posible. Siempre que hay bajas es una oportunidad para otros de demostrar. Todos están compitiendo. La dinámica del equipo es buena, están entrenando bien. El problema es del entrenador, de hacer una buena elección. Lo importante es que el equipo sea un bloque".

De los fichajes, ninguna queja y guiño a la cantera: "Es lógico que se peine el mercado todo el año, no sólo en periodo de fichajes. El club está en el día a día viendo algo que pueda mejorar al equipo. Estoy tranquilo por mi parte, no he hecho ninguna petición. Formamos un bloque y estamos en el buen camino. Si hubiera alguna necesidad acudiríamos al filial. Satisfecho con lo que tenemos".

Así que el interés y los sentidos apuntan sólo al Tenerife, rival que se llevó elogios de Muñiz: "Intentamos prepararnos mental y físicamente para el partido y viene un rival a tener muy en cuenta toda la temporada, será muy difícil. Aspira a lo máximo a lo largo de la temporada. Tiene buenas individualidades y juego ofensivo. Es muy completo. Sabemos de la dificultad. Nos va a exigir estar en las mejores condiciones los 90 minutos".

Explicaba el asturiano que la realidad de Segunda es la que se vivió en Almería: "Los partidos son de esfuerzo máximo, vas al límite, nos encontramos a un equipo (Almería) que jugaba a balón largo, centraba... pero la única ocasión puntual fue la última falta en la que interviene Munir con mucho acierto y nos ayudó a mantener el resultado. El equipo se sabe defender y leer situación de partido. No sufre en exceso. Los partidos tienen alternativas. Es normal llegar en situación de cansancio. Suele pasar que el que está perdiendo parece estar un poco más motivado, pero me dio la sensación de estar controlado salvo el final. Si hubiésemos sentenciado y lo matas, habríamos hablado de partido perfecto".

También hubo nombres propios como el de Juanpi o el de Mula. Del venezolano insistió en lo que venía diciendo en otras ruedas de prensa: "Se han cumplido todas las condiciones que requeríamos. Lo importante es que trabaje a buen ritmo. Una vez que se habla y las situaciones están claras, toca ponerse el mono de trabajo. Hay que trabajar y ser buen compañero. Juanpi es un jugador más. Si sigue trabajando como estos días, en cualquier momento tendrá su oportunidad. ¿Entrar en la convocatoria? Hay jugadores que llevan trabajando muchos meses, hay que llegar a ese nivel. Hay competencia, el tiempo que tarde será el que tarde en conseguirlo superar a compañeros. La competencia es buena porque sube el nivel. No sabemos cuánto faltará para esa situación".

De Mula habló señalando otra vez al entorno del chico: "El momento de duda fue más desde fuera que desde dentro, fue más su entorno. El movimiento de última hora no le benefició y él tenía la cabeza más fuera que dentro. Fue una satisfacción ver cómo está trabajando, pero hay competencia en su posición. Le dije que un jugador no tiene que jugar porque es el único en su puesto, sino que tiene que superar al compañero. Espero que de aquí a final de temporada va a ayudar mucho".

Tampoco se quiso olvidar de sus seguidores: "Lo primero es agradecer el apoyo que nos está dando, tanto en casa como fuera. Para nosotros es una satisfacción que el aficionado se sienta orgulloso. Cuando nos dicen que había colas para abonarse tras el partido ante el Almería, eso es una alegría. Es fundamental que todo lo que rodea al club sepa de la dificultad y del esfuerzo, pero que vayamos de la mano y que vayamos juntos, todos más fuerte".

Del estado del césped de La Rosaleda, Muñiz descubrió que pronto será sustituido: "No debe ser un problema. El césped es agradecido, cuando entrenas se levanta y luego se queda bien cuando pasan las máquinas. Estará en perfectas condiciones. Ya le queda poco tiempo de vida, en tres o cuatro semanas se cambiará y se pondrá otro. Estoy tranquilo, está en buenas condiciones".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios