Málaga C.F.

Un adiós propio de un capitán

  • Recio se despide del malaguismo y del club con una carta muy emotiva en la que además hace autocrítica

  • Espera volver para dar una rueda de prensa

Recio celebra un gol de la pasada temporada con Chory Castro y En-Nesyri. Recio celebra un gol de la pasada temporada con Chory Castro y En-Nesyri.

Recio celebra un gol de la pasada temporada con Chory Castro y En-Nesyri. / m. b.

A Recio le quitaron el brazalete este verano. Le hacía un bien a él y también al grupo, que necesitaba hacer borrón y cuenta nueva después de un curso desastroso para el Málaga a todos los niveles. Pero lo que no se borró fue su malaguismo y su compromiso. Por eso entendió que no se podía ir por la puerta de atrás y en silencio. Después de la vorágine de la última semana, envió una carta al malaguismo cargada de emociones.

"Llegué al club cuando tenía 9 años y apenas levantaba un palmo del suelo, y digo hasta luego con 27. Toca despedirse de la que ha sido, es y será mi casa, porque uno es de donde nace y de donde se siente, y yo seré malagueño y malaguista hasta el último día de mi vida. Así me lo inculcaron en casa. Han sido 18 años maravillosos, jugando en todas las categorías del Málaga, en todos sus campos, vistiendo todas sus camisetas, dejándome el alma en cada balón, aprendiendo y haciéndome un hombre ante cada adversidad, creciendo como futbolista en cada segundo, disfrutando de las victorias y sufriendo con las derrotas, y, sobre todo, sintiéndome parte de su escudo. Esto que me llevo forma parte de mi corazón y jamás lo podré olvidar", comenzó Recio, que explicó por encima lo sucedido: "Ha sido todo muy rápido y difícil. Días de despachos, carreteras, hoteles, mudanzas… Es duro tener que decir adiós sin quererlo, pero la situación fue la que fue, y tanto el club como yo nos vimos obligados a tomar una decisión que pensamos que era la mejor para todos. Por eso mi primer agradecimiento va para el Málaga, por todo lo que me ha dado y enseñado en todos estos años y por hacer de mí lo que soy ahora".

"Si no fue el capitán que el Málaga merecía, también me disculpo", redactó el malagueño

No se escondió Recio a la hora de hacer autocrítica y pedir disculpas en caso de ser necesario: "También, lógicamente, a la afición, la que me ha dado el impulso para nunca arrojar la toalla. Quiero daros las gracias infinitas a todos vosotros, malaguistas de corazón, por creer en mí y en nosotros. Siempre he sentido vuestro apoyo y vuestro aliento, en las buenas y, sobre todo, en las malas. Sé también que no he gustado a todo el mundo y que a veces no he correspondido a lo que se esperaba de mí, pero traté de ser el mejor capitán posible. Si no fui el capitán que merecía el Málaga, también me disculpo. Sin excusas. Sois la mejor afición del mundo y ha sido un honor representaros en el terreno de juego. En vuestras gargantas está el camino".

La lista de gente a la que agradecer cosas sería casi interminable, pero mandó su guiño: "Agradecer también a todos los entrenadores, técnicos, compañeros, utilleros, médicos, fisios, delegados, empleados del club, periodistas y personas que han compartido conmigo todos estos años. De todos, sin excepción, he aprendido mucho y me han ayudado a moldear este sentimiento y enseñado mil lecciones cada día. Gracias, muchas gracias, por tanto".

El malagueño espera poder encontrar el momento para dar una rueda de prensa, algo que le ha sido imposible cuadrar ahora mismo: "Sé que no he podido despedirme como debería, que es dando una rueda de prensa, pero, dadas las circunstancias y debido a lo rápido que ha sido todo, me veo en la obligación de deciros adiós por carta y hacerlo públicamente en La Rosaleda más adelante, cuando el calendario me lo permita. Ese es mi deseo. Ha sido un orgullo vestir la camiseta blanquiazul del equipo de mi vida, y desde Leganés, club al que también agradezco su confianza, habrá un malaguista más alentando durante cada partido, sin orgullo cuando ganemos y cuando perdamos sin rencor. Estoy convencido de que el año que viene volveremos a donde nos pertenece. ¡Siempre Málaga! José Recio".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios