Málaga Costa

Ultimátum de Vélez-Málaga a los dueños de la ermita de San Sebastián

  • El Ayuntamiento quiere evitar la vía judicial que emprenderá en caso de que no muestren el título quienes dicen ser los propietarios

La ermita de San Sebastián de Vélez-Málaga. La ermita de San Sebastián de Vélez-Málaga.

La ermita de San Sebastián de Vélez-Málaga. / M. cortés

El Ayuntamiento de Vélez-Málaga quiere evitar la vía judicial para no prologar el proceso de rehabilitación de la ermita de San Sebastián. El último movimiento, desde la llegada a la Alcaldía de Antonio Moreno Ferrer (PSOE) es volver a requerirles a los supuestos propietarios el título que les acreditaría la posesión de dicha finca. De no hacerlo, recurrirían a los tribunales para poder aclarar la situación de dicha construcción fundada por los Reyes Católicos en 1487, en honor del Palafrenero Real, Sebastián Sánchez El Pelao, que había salvado la vida al rey Fernando en una incursión musulmana por sorpresa en el campamento real durante la toma de la ciudad de Vélez-Málaga.

Este hecho de armas llevó al Cabildo de Vélez a solicitar a los Reyes Católicos que fuera el distintivo de su escudo municipal, honor que fue concedido por la Reina Isabel en Real Provisión, el 14 de septiembre de 1499, en la que se escenifica a Sebastián Fernández yaciente en el suelo y el rey a caballo que intenta defenderlo.

Después de tres años tratando recuperar la ermita, con la firma del Obispado, su inscripción en el registro de la propiedad y 200.000 euros del Presupuesto destinado a los primeros trabajos de rehabilitación, el Ayuntamiento sigue enredado en la doble titularidad de la finca. La Asociación de Amigos de San Sebastián sigue empeñada en la puesta en valor de este edificio religioso para el patrimonio veleño.

La edil de Cultura, Cynthia García (PSOE) explicó que durante los años 2016 y 2017 tanto la concejalía de Urbanismo como la de Cultura mantuvieron conversaciones con los propietarios del inmueble colindante a la finca cedida "quienes -al parecer- eran los que tenían llaves del portón o puerta principal de acceso a la finca cedida por el Obispado con objeto de proceder a iniciar actuaciones de mantenimiento y conservación de la ermita con resultado infructuoso", explicó la edil quien recordó que entonces fue cuando contactaron con el Obispado "para subsanar definitivamente la falta de inscripción registral de la finca cedida por la Curia"; procediéndose a la entrega y firma por parte del Vicario General del Obispado de Málaga y anterior Economo Diocesano, José Sánchez Herrera, y el Alcalde de la localidad, Antonio Moreno Ferrer, de la documentación necesaria para la regularización en el Registro de la Propiedad n.º 2 de Vélez-Málaga del inmueble en el que se ubica la Ermita de San Sebastián que desde el año 1904 aparecía inscrita a nombre de la "Mitra" de Málaga.

"Con esta gestión se produjo en 2018 la depuración jurídica del inmueble que posibilitarán las actuaciones administrativas y judiciales, -en su caso-, previas y necesarias para que el Ayuntamiento pueda realizar cualquier contratación o actuación rehabilitadora de la Ermita", aclaró la concejal.

Sin embargo, quienes dicen ser los propietarios mostraron esta semana a miembros de la Asociación Amigos de San Sebastián el documento de compra-venta que posee.

Éstos se quejan del estado en que se encuentra, ya que incluso hace las funciones del corral de animales. La ermita entró en decadencia a comienzos del siglo XVIII y ya entonces el Ayuntamiento llegó a solicitar al Obispado de Málaga "aderezarla debidamente", según las informaciones recogidas por la edil de Cultura. Un siglo después, en 1879, en el Libro de Actas del Ayuntamiento se recoge que el estado de la ermita es de completa ruina y su techo ya estaba hundido. De sus estructuras originales quedan pocos elementos que puedan ser apreciados, sobresale entre ellos un arco apuntado sobre lo que fue la capilla mayor.

"Por la importancia histórica del emplazamiento, el Plan General de Ordenación Urbanística de Vélez-Málaga, en aras de preservar el inmueble y sus alrededores para ponerlos en valor en beneficio de la ciudadanía, incluyó las construcciones y terrenos donde se situaba la antigua ermita y sus restos entre los sistemas locales del planeamiento urbanístico municipal", expuso García quien comentó que en 2001 el Consistorio procedió a iniciar los trabajos de obtención de los terrenos y construcciones para lo cual se gestionó con el Obispado -que aparecía como titular catastral y registral del inmueble- la cesión del terreno donde se encontraba la propia ermita y el actual arco apuntado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios