Málaga Interior

Padres de Álora denuncian la falta de monitor para 16 niños discapacitados

  • Los menores están escolarizados en el colegio Los Llanos de Álora

  • Las familias han decidido acudir a la Fiscalía

Vista del colegio Los Llanos, de Álora. Vista del colegio Los Llanos, de Álora.

Vista del colegio Los Llanos, de Álora.

Padres del colegio Los Llanos de Álora han acordado denunciar ante la Fiscalía de Menores la situación de 16 niños con diferentes discapacidades que no cuentan con un profesional técnico de integración social o monitor que les ayude en su desenvolvimiento diario en el centro. La decisión la han tomado después de exigir desde 2016 a la Consejería de Educación que se enviara al centro a un monitor, petición que, según los denunciantes, ha sido desestimada.

El conflicto arrancó el curso pasado cuando un niño afectado de hemiparesia (lesión cerebral que da lugar a importantes alteraciones motoras) fue escolarizado en este colegio, y no en el que trabaja su madre como maestra, precisamente porque disponía de recursos apropiados para su atención. Un portavoz oficial de la Plataforma de Atención Temprana de Andalucía, que agrupa a las familias de estos escolares, ha explicado que efectivamente Los llanos cuenta con profesoras de Pedagogía Terapéutica y Audición y Lenguaje, pero no dispone de técnico de integración social, que ayude a los docentes con las necesidades comunes y diarias del niño. El argumento que recibieron entonces es que el centro ya dispone de una monitora, lo que también es cierto, pero está adscrita a un aula específica y dedicada al completo a atender a cuatro alumnos con diferentes discapacidades, que en uno de los casos alcanza al 99% de su movilidad, mientras que el niño con hemiparesia estaba escolarizado, de acuerdo con la evaluación técnica a la que fue sometido, en un aula convencional, por lo que difícilmente podía ser atendido por la maestra del aula específica.

La única monitora es la maestra del aula específica que atiende a cuatro menores

Aquel problema ha crecido exponencialmente este curso cuando han llegado ocho niños más con diferentes discapacidades en grados diversos. "En conjunto son 16 los menores con discapacidades en Los Llanos, de los que cuatro siguen en el aula específica, mientras los otros 12 están en las clases que les corresponden según su edad y grado de aprendizaje", puntualiza el portavoz de la plataforma que aglutina a las familias.

En esas circunstancias, los progenitores pensaron que este curso no tendrían problema para que los niños contaran este curso con el apoyo de un monitor, además del profesorado especializado en Audición y Lenguaje, y Pedagogía Terapéutica. La petición la plantearon primero en la Delegación de Educación en Málaga y después en la Consejería de Educación, "a Sevilla", aclara el portavoz, incluso la formularon a través del portal oficial de Transparencia. El portavoz ce las familias asegura que primero le dieron garantías de que contarían con un monitor, pero al final la respuesta ha sido no. "Argumentan que el centro tiene recursos para atender a estos niños porque dispone de una monitora, que es la maestra que está en el aula específica con los cuatro niños con discapacidades". Esta docente "hace lo que puede y como puede", reconoce. Periódicamente deja su clase para acudir a aquellas en las que están escolarizados los otros 12 menores "para ver si necesitan ir al baño o tienen cualquier otra necesidad". La solución, en opinión de las familias, es, a pesar del esfuerzo de la profesional, muy insuficiente. "Tenemos niños desde los tres años de edad discapacidades diferentes, que en algún caso llega al 99%, y necesidades también muy diversas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios