Málaga Interior

La guitarra española como única bandera

  • El guitarrista internacional, Paco Seco, y su mujer, Lucy Stewart consolidan su centro rondeño, que tiene a este instrumento y su música como principales protagonistas

La guitarra española, nuestro instrumento más internacional, ha sido convertida por el guitarrista internacional Paco Seco y su esposa, Lucy Stewart, en su única y mejor bandera para exportar la cultura musical de nuestro país desde su centro, situado en pleno centro de Ronda.

Un sevillano apasionado de la guitarra desde pequeño y una inglesa que hizo de la guitarra su mundo. Ambos decidieron emprender un proyecto musical en la Ciudad del Tajo atraídos por su potencial turístico, sus dimensiones y la no existencia de una oferta de este tipo en el municipio. Eso sí, nada tiene que ver su idea original con el resultado final, ya que en un primer momento iban buscando hacer un espectáculo musical en algún lugar emblemático de la ciudad, teniendo especial predilección por una iglesia. No obstante, una vez comprobada la inviabilidad de aquella idea, decidieron abrir su propio local donde ofrecer conciertos y dar a conocer la cultura de la guitarra. "Aquí hay personas que no se gastan un euro, pero salen sabiendo la diferencia entre una guitarra clásica y una guitarra flamenca", explica Paco, que aspira a medio plazo a convertir su local en un centro de interpretación de la guitarra española en el que dar conocer este instrumento tan internacional.

Cada día Seco ofrece un concierto didáctico, ya que, según explica, en el mismo se hace una introducción a la historia de la guitarra y se dan detalles de cada una de las piezas que se interpretan en el mismo, siendo algunas de ellas de grandes creadores como Johann Sebastian Bach.

Entre los asistentes a sus conciertos la gran mayoría son extranjeros, y es que, según indica Paco "nuestra cultura está mucho más valorada fuera que dentro". Seco pone como ejemplo la propia guitarra, que "está descentralizada de España", y es que países como Japón llevan décadas construyendo guitarras españolas, al igual que se hace en Inglaterra, China o Canadá. De hecho, lamenta que la gran mayoría de las guitarras hechas por el creador de este instrumento, Francisco de Torres, se encuentren fuera de España. "Es como si el original del Quijote no estuviera en España, el Gobierno debería recuperarlas", destaca.

Entre las paredes se respira su pasión por la guitarra y la ilusión y esfuerzo que ambos han dedicado a este centro, en el que también se cuenta con un despacho de vino, con gran presencia de referencias rondeñas, ya que se puede tomar una copa mientras se escucha el concierto, algo así como regresar a los antiguos cafés-cantante.

Su esfuerzo ya ha tenido reconocimiento en forma de recomendación en algunas de las guías más importantes del mundo; hasta el punto de que el propio Rick Steves estuvo en una de las actuaciones. Además, agencias dedicadas a viajes de lujo de New York, Canadá o Inglaterra ya envían a sus clientes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios