Marbella

“Hemos perdido más de un 60% de la cifra de negocio, es muy difícil”

  • La reina de la noche marbellí afronta el invierno tras un año de pérdidas y cerrar la lujosa discoteca debido a las medidas impuestas por las autoridades sanitarias

La empresaria del ocio nocturno marbellí Olivia Valere.

La empresaria del ocio nocturno marbellí Olivia Valere. / M. H. (Marbella)

Olivia Valere es considerada la reina de la noche marbellí debido a su amplia trayectoria en el mundo del ocio nocturno de la ciudad. La empresaria francesa afincada en la Costa del Sol atiende a Málaga hoy para hacer un balance de este verano atípico marcado por la pandemia de Covid-19 y de cómo han afectado a su negocio de discoteca y restaurante las medidas de cierre implantadas por las autoridades sanitarias.

–Ha terminado agosto y con él la temporada alta, ¿Qué balance hace del verano?

No ha habido un peor verano en 50 años desde que yo estoy en este negocio. Desde 1981 nunca hemos tenido un año como este porque la pandemia ha matado a todo el turismo y los negocios del mundo entero. El golpe más fuerte se ha dado a los de la noche y los que hacían festivales con DJs y todas esas cosas, que las han parado totalmente. Es muy complicado.

–¿Cree que la decisión de cerrar el ocio nocturno es desproporcionada?

–Entiendo que el coronavirus es un horror, pero en los hospitales de Andalucía hay muy pocos casos en la UCI y no sé por qué han parado totalmente los negocios, hasta los restaurantes, que a la 01:00 horas debemos de echar a los clientes. Muchos casi no han pedido la cuenta y la policía nos obliga echar a todo el mundo, si no nos ponen multas. Y me parece muy mal.

–¿Cómo están afectando a la restauración?

–Yo puedo decirte que a todos los comerciantes que estamos en los restaurantes no nos dejan vivir porque el problema que tenemos en España es que los clientes vienen a cenar a las 22:00 o a las 22:30 horas y a las 01:00 deben de haber terminado de comer. Tú le puedes decir a un español que le regalas un aperitivo o cualquier cosa antes de las 21:00 y nadie viene, es muy difícil para ellos el cambiar sus costumbres.

–¿Necesitan un poco de margen para atender a los clientes?

–Yo no entiendo que a las 01:00 haya epidemia de virus y antes no y que a las 01:15 se transforma saltando sobre la gente. No entiendo nada las reglas y entiendo que son demasiado estrictas porque, o cierran los restaurantes, o nos dejan una hora permitida para que los españoles terminen. Cenando a las 23:00 horas, a las 01:00 no hemos terminado ni de cobrar las cuentas. Todos los restaurantes están en el mismo caso que yo y se quejan mucho de esta imposibilidad de tener 15 minutos, que podamos un poquito jugar con media hora más. Es dificilísimo.

–¿Cómo valora las medidas que han adoptado las autoridades sanitarias?

–Yo pienso que es normal que cierren las discotecas, me parece una cosa totalmente bien pensada, pero los restaurantes o los dejan abiertos o los cierran, pero es muy difícil cuando tú tienes uno el echar a la gente a las 01:00, no me parece una cosa muy positiva ni muy turística.

–¿Cómo están afectando a su negocio?

Hemos perdido más del 60% de nuestra cifra de negocio del año pasado y eso es una cosa muy difícil porque las empresas como la mía tienen créditos y tienen muchas cosas que pagar. Si no generamos dinero, ¿Cómo vamos a poder pagar?. Yo gracias a Dios soy dueña de mi local, pero la gente que tiene alquileres importantes cómo va a hacer. Todos vamos a quebrar. Es una realidad.

–¿Cómo ha acogido el sector el cierre del ocio nocturno?

–Estando 30 años en la noche y siendo un poquito embajadora de Marbella, estoy totalmente chocada de ver que hay muchas injusticias. Por ejemplo, el casino está lleno y no dicen nada porque tienen otras reglas, pero o las hacen para todos o aceptan todas las mismas normas. Nos sentimos un poquito desfavorecidos y parece que el ocio nocturno es una cosa que es un pecado. No sé si la gente después de tanto estrés si no se muere del coronavirus, se va a morir de una crisis de angustia de estar encerrada totalmente.

–¿Podría haber tomado el Gobierno otras medidas?

–Seguramente. Yo pienso que hay medidas que están totalmente justificadas, pero decir que a la 01:00 horas todos los restaurantes deben de estar cerrados, la gente afuera y el personal tiene media hora para limpiar, yo creo que no saben siquiera lo que es hacer un servicio un restaurante.

-Se dice que el foco de los rebrotes está en el ocio nocturno, ¿Qué piensa?

–Realmente se puede pegar el virus en la noche o en el día, en cualquier momento. Yo pienso que la noche es mucho más de gente joven que cuando le pegan el virus está fuerte, porque todos mis amigos que están en la Medicina en Andalucía me dicen que los hospitales están limpios y que hay muy pocos casos.

–¿Hay más riesgo de contagiarse en una discoteca que en un centro comercial?

–Es exactamente la misma cosa, no creo que el virus tenga pasaporte o que sea noctámbulo. También está en la mañana, y por el día puedes pegarlo en cualquier momento. Es verdad que la noche se mueve muy poquito más y seguramente por eso han cerrado las discotecas. Los jóvenes cuando salen, es muy difícil de ponerles pegamento en el pantalón para que se queden pegados a sus asientos. Desde el principio no hemos podido abrir en las discotecas la pista de baile, y en la mía, que es redonda como el circo, he puesto sofás y mesas para quitar a la gente las ganas de bailar.

–¿Qué se está haciendo en otros países?

–Tengo muchos amigos que se han ido a Grecia o a Serbia, todos estos lugares en los que no hay nada de prohibición, y en Italia todo funciona también y no sé por qué España se ha puesto tan dura como la policía más fuerte de toda Europa, que ha seguido un poquito a Francia. Pero también hay mucha gente que está en contra.

–Entonces, ¿los restaurantes deberían de tener otras medidas menos restrictivas?

–Sí. Yo pienso que los restaurantes por lo menos deben estar abiertos hasta las 02:00 horas en España, y principalmente en Andalucía. Tienen que darnos una hora más porque si no es imposible, no somos ni Inglaterra ni Alemania. Si la gente viene a cenar a las 22:30 o a las 23:00 horas, cuando tú tienes una sala llena es imposible que todos coman en una hora y media. Nos han quitado las discotecas y quieren también que tomemos la mitad de los clientes que quieren venir a comer, ¿Qué es lo que están buscando?. Para que yo pueda hacer mi servicio completo, hay que tomar a la mitad de la gente. Me han quitado todo el negocio del verano de la discoteca, que yo había pagado a muchos DJ para y que no hemos podido tenerlos. No nos devuelven el dinero, solo nos dan otra fecha para el año próximo, pero todo ese dinero que hemos puesto en nuestros negocios para trabajar por el momento está bloqueado.

–A esto hay que sumar el comportamiento del turismo y las cuarentenas que han impuesto países emisores como Alemania o Reino Unido...

–Ninguno de mis amigos que tienen casa en la ciudad han venido. Nadie ha podido venir o viajar. No hemos tenido el 100% de turistas este año en Marbella. Solamente, y gracias a Dios, que los españoles han podido estar en Marbella, Ibiza o Baleares. También conozco algunos rusos que han podido salir con sus aviones privados, pero la gente mediana y la que trabaja todo el año para pagarse unas vacaciones no ha podido salir de su país.

–Todo son pérdidas este año…

–En España, todo el dinero que ha puesto Europa se ha dado los bancos y éstos no son especialmente generosos. Hay muchas empresas que no van a sobrevivir, ni la mía después de 40 años no sé qué va a pasar. ¡Qué tristeza! y ¡Qué verano horrible!.

–En Olivia Valere se detectó un brote ...

–Hemos sido la única empresa en Marbella que, antes de que nos lo pidieran, para estar tranquilos hemos hecho test a las 100 personas que tenemos como empleadas y nos han salido negativos. Bien, todo el mundo feliz y unos cuatro o cinco días después hubo uno de nuestros trabajadores que empezó a tener dolor de cabeza, vómitos y todo y se fue a hacer un test por la nariz porque los primeros que hicimos eran por la sangre. Este señor se fue y ha dado positivo. En este momento, había tratado a cuatro colegas que fueron también sin ningún síntoma a hacerse una nueva prueba y han venido positivos.

–¿Qué medidas se tomaron?

–En ese momento, nos han cerrado el negocio durante 4 días y todo el personal ha estado en cuarentena. Imagínate lo que es en el mes de julio buscar a 100 personas para hacer la temporada. A mí me persiguen, y todos hemos buscado por todos lados en amigos y en empresas alguna gente para trabajar de nuevo.

–Se han realizado labores de desinfección…

–Por supuesto, es obligatorio y hemos hecho una desinfección total durante los cuatro días que hemos estado cerrados para que todo se desinfectara perfectamente y hemos arrancado de nuevo con nuevo personal que no estaba al lado de gente que ha dado positivo, es decir, con todos los empleados nuevos que tenían un test negativo.

–Y a los pocos días anuncia el Gobierno de la Nación que se cierra el ocio nocturno…

–Exactamente, nos hemos quedado con doble personal porque tenemos a la gente que había dado negativo en el test, pero también a la que estaba en cuarentena, que después de 14 días han terminado y han vuelto a su trabajo y solo hemos tenido para trabajar algunos días.

–¿Cómo se ha acogido la noticia en la empresa?

–Eso ha supuesto para el negocio la ruina, no más que un desastre económico y financiero para el año 2020 y 2021 hasta que si Dios quiere abramos en la Navidad un poco y no sé qué va a pasar. Si el virus sigue provocando miedo en la gente, abriremos en Navidad o si no en Semana Santa del año 2021. Hay que tener un poquito de esperanza, pero yo personalmente veo la situación muy difícil. Me parece que el año está perdido para todo el mundo y vamos a ver cómo vamos a poder salvar la situación.

– Taburete ofreció un concierto en Starlite del que se difundieron vídeos en redes denunciando que no se cumplían las medidas de seguridad, mientras que el Ayuntamiento dice que no ve “irregularidades”, ¿qué le parece?

Hay cosas muy injustas y que toleran, y gente como yo que soy un poquito un símbolo de la noche de Marbella, me van pegando fuerte y con algunos cierran los ojos, no lo sé. No sé de qué viene eso, seguramente no puedo decir cuál es la razón de que a mí me pegan y de algunos no dicen nada. Yo supongo que Starlite y los casinos son intereses un poco más nacionales, mientras que una discoteca o un restaurante son cosas totalmente privadas y es posible que como hace mucha publicidad y que traen mucho dinero...

–El Ayuntamiento ha prohibido la celebración de fiestas temáticas o de fin de temporada...

–Eso va en la misma línea del cierre de las discotecas y los restaurantes a las 01:00 horas. Es la misma idea de seguir las reglas sanitarias que han impuesto. Me parece lógico si cierran las discotecas, que hagan el cierre de playas o de piscinas de discotecas. Fiesta no, está prohibida, la fiesta te puede pegar el coronavirus. La noche es pecado, la gente debe entrar a su casa a dormir después de cenar, bien temprano, y de mirar la televisión. El resto, la libertad, no existe más.

–Cree que la pandemia cambiará el modelo de ocio nocturno?

–Durante todas las guerras, el ocio nocturno estaba paralizado, pero el ser humano necesita disfrutar y a la gente le gusta escuchar música, bailar... Yo pienso que tan pronto nos permitan de hacerlo, la gente va a volver a sus antiguos placeres. El ser humano necesita disfrutar después de trabajar duro, reír y relacionarse.

–¿Cómo afronta el invierno?

–Cuando había pandemia en marzo, pensábamos que en julio los restaurantes y las discotecas íbamos a poder recuperar un poco si la gente podía salir y viajar entre julio y hasta el 15 de octubre, que hace buen tiempo en Marbella y en Málaga. Podíamos esperar a tener trabajo y un poquito a recuperar, pero nos han cortado las alas.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios