Cultura

Málaga, ni está ni se le espera

  • Sólo Palma de Mallorca y Sevilla pujaron por conseguir la gala de los Goya

Juan Espadas y Mariano Barroso el pasado martes en Sevilla. Juan Espadas y Mariano Barroso el pasado martes en Sevilla.

Juan Espadas y Mariano Barroso el pasado martes en Sevilla. / efe

De gravísima, y de oportunidad única perdida, podemos calificar la no celebración del acto de entrega de los próximos premios Goya en su lugar natural: Málaga, ciudad donde se celebra desde hace 20 años un festival de cine español, y desde hace dos, de cine iberoamericano, aunque pretendan ocultarlo bajo el epígrafe de: EN español.

Soy miembro de la Academia de Cine desde sus inicios, con el número 279 de los casi 1.600 que la conforman en la actualidad. Conozco bien sus orígenes, su historia, sus luces y sombras, y la especial filosofía que inspira la forma de actuar en términos de comunicación, de nuestro sector, el cine, que da pie a una historia de amor/odio, con la sociedad española.

Lo singular de este asunto es que la única vez que los Goya salieron de Madrid, fue a Barcelona, único lugar donde hay una sede física de la Academia de Cine. Pero el resultado de esa gala, presentada por la actriz Antonia Sanjuan, resultó ser un fracaso de tal magnitud que en la Academia no han querido saber nada de otras ciudades. No obstante, el lugar natural de su segunda salida, debiera haber sido Málaga. Sin embargo sólo Palma de Mallorca y Sevilla han pujado por traerse los Goya. La isla balear lleva más de un año con un proyecto magnífico que presentó a la Academia, y es Sevilla quien finalmente se lo ha llevado, con otro proyecto serio y riguroso. Cierto es que Granada y la misma Sevilla lo habían intentado en anteriores ocasiones, sin éxito.

Pero lo más grave de todo este asunto es que a la ciudad de Málaga ni se le esperaba y ni siquiera estaba en la lista de candidatos para acoger la gala. Lo cual no es de extrañar, pues dada la actitud de su Festival es imposible hacer las cosas creíbles; algo de lo que vengo informando y denunciando en sucesivos artículos publicados en la prensa malagueña.

¿Qué piensa el director del festival? ¿Que va a venir el presidente/a de la Academia a ofrecernos los Goya por nuestra actitud mediterránea? Para lograr la ceremonia de los Goya hay que pujar por ellos, hay que moverse por los muy complicados entresijos de la industria, en suma: hay que ser creíble, y el Festival de Málaga no tiene credibilidad en el sector.

Las palabras del director Vigar de que "Málaga está abierta en el futuro a la itinerancia de los Goya" son, una vez más, postverdad. Los Goya no itineran; salen por segunda vez, pero tendrán que pasar muchos años para que haya una tercera vez.

"Que los Goya vengan o no a Málaga no pone en cuestión el valor del Festival", dijo Vigar en declaraciones a Efe. Por supuesto que sí pone en cuestión el valor del Festival. Otra mentira que intentan ocultar bajo la nueva denominación de EN español.

Un festival, que tiene un director que no se dedica a tiempo completo a sus labores, (pues a la vez gestiona el Teatro Cervantes), con un consejo de administración solo de políticos, donde no participan otras instituciones provinciales, autonómicas ni estatales, ni su Universidad, ni los sindicatos, ni ninguna otra institución cultural o social ciudadana, no parece un modelo representativo a la hora de participar en un hecho cultural como el que representa el Festival para la ciudad.

El socio o patrono privado más importante del Festival de Málaga es Antena3. Resulta paradójico que nunca una apertura o clausura del festival más importante del cine español haya sido retransmitida ni en directo ni en diferido por esta cadena privada, que además nunca programa películas iberoamericanas. Tampoco emite cortometrajes ni documentales.

Los Goya son retransmitidos por la cadena pública TVE1 en directo y en horario y día preferente.

Los sevillanos saben hacer y capitalizar muy bien todos estos eventos. Al menos tenemos que alegrarnos de que se celebren en Sevilla y no en Palma de Mallorca. Los malagueños lo único que hacemos es protestar por los agravios entre las dos ciudades, pero no sabemos trabajarnos las cosas importantes. Estoy seguro de que los Goya serán un éxito en la capital andaluza.

Mientras tanto, la dirección del Festival de nuestra ciudad seguirá paseando a famosos como a Guillermo del Toro, les daremos biznagas, comerán espetos, pero luego ellos, a cambio, jamás estrenarán sus películas en el Festival de Málaga.

¡Que vivan los Goya en Sevilla!

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios