Cultura

La otra cara de la industrialización china se expone en Marbella

  • La galería Yusto/Giner acoge hasta finales de junio la exposición 'The idea before sunrise', la primera que realiza en España el artista chino Liu Weija

La galería de arte Yusto/Giner, la primera en Marbella en promocionar a artistas incipientes de carácter internacional, acoge hasta finales de junio la exposición The idea before sunrise, la primera que realiza en España del artista chino Liu Weijan. La muestra es una selección de pinturas y acuarelas "que archiva la esencia de nuestra era retratando objetos cotidianos que suelen pasar desapercibidos", señala la comisaria de la exposición, Sara Martín.

Las acuarelas son "la plasmación de su imaginación entre el sueño y la vigilia" y la pintura hace referencia a la realidad que le envuelve y de la que toma constancia a través de fotos que realiza durante sus viajes. "En esta caso nos muestra la industrialización a la que está sometido su país, muy fuerte y agresiva. Las ciudades van creciendo y la naturaleza desaparece poco a poco. Por eso pinta camiones, tractores o bombas de butano", añade Martín, que desvela que las interpretaciones de Weijan son una "forma sutil de explicar la situación de China". "Los camiones de carga que pinta no son una oda futurista al poder de estas máquinas, sino todo lo contrario. Los vehículos de sus obras se apoderan del espacio que se intuye inmenso, vacío y con tintes asceta", explica la galerista.

El "alivio" a este desconsuelo, apunta Martín, se encuentra en las pinturas que el artista hace de las rocas. "Cuanta más abrupta es la erosión de una roca, mayor es su capacidad de inspiración", añade. Las rocas del imaginario del artista se han moldeado mediante "brochazos contemplativos" que se encuentran en la base del taoísmo, la filosofía china. La pintura del creador oriental es "la realidad", por lo que se puede concebir como un "archivo histórico" de lo que acontece en China en los últimos años.

"Sus obras son un cúmulo de contradicciones. De una manera indirecta el artista retrata con discreción la angustia del hombre moderno", sostiene la comisaria. La paleta de colores fríos que emplea en sus obras contribuye a "congelar los objetos que resultan puros y de una belleza inesperada", detalla.

Weijian, que también ha expuesto en Italia, Noruega y Francia, forma parte de una cúpula de artistas que ha sobrevivido al estallido que tuvo el arte chino durante los primeros compases del siglo. "Es, quizá, de los artistas más jóvenes que pueden vivir de su trabajo en China, por lo que es un ejemplo para muchos", señala la galerista.

Tras Lui Weijian, la galería acogerá a partir del 13 de junio obras del artista jienense Santiago Ydañez.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios