Cultura

El museo busca 'followers'

  • Los espacios culturales en Málaga tratan de llegar a los ciudadanos de una forma más directa a través de sus redes sociales · El Thyssen y el CAC son los más dinámicos, mientras que el Picasso tiene menos presencia

Amigos, seguidores, followers, retweets... La lista de nuevas palabras relacionadas con las redes sociales es tan larga como la de intenciones por parte de los museos de que su nombre comparta frase con alguna de ellas. En Málaga, los espacios culturales tratan de llegar a los ciudadanos de una forma más directa y personal a través de sus perfiles en las distintas redes, intentando así que su presencia sea cada vez más visible. Sin embargo, no todos compiten de la misma forma ni con las mismas armas.

El CAC lidera el ranking de presencia en diferentes redes sociales. Este centro de arte tiene perfiles en ocho plataformas como Twitter, Youtube y Google +, entre otras. En Facebook, la institución tiene unos 16.500 amigos. No obstante, el centro no tiene una única página, sino tres, en las que muchos de los amigos coinciden.

Pisándole los talones al Centro de Arte Contemporáneo se encuentra el Museo Carmen Thyssen de Málaga, el único en el que un community manager gestiona las redes. Esta pinacoteca está presente en seis de éstas, entre ellas, Twitter, Facebook y Flickr. Para este museo, según fuentes internas, "no es tan importante en cuántas estés, sino cómo estés en ellas".

El menos competitivo en este aspecto es el Museo Picasso y no sólo en el número de herramientas virtuales que utiliza para comunicarse y hacer partícipe a los ciudadanos, sino en la forma de acceder a ellas. El Picasso no permite, desde su página web, enlazar con las redes sociales en la que es partícipe, opción que sí es posible en los dos anteriores.

Otra de las opciones que permiten las redes sociales y de la que estas espacios expositivos se están haciendo eco es dar a conocer a través de estas plataformas las actividades que allí se llevan a cabo. Así, el Museo Thyssen ha comentado en directo a través de Twitter cómo transcurrían las fiestas flamencas que se han celebrado dentro del ciclo El flamenco como moderna bohemia y cuya última cita tuvo lugar ayer por la noche. El CAC, por su parte, cuelga en su canal de Youtube las ruedas de prensa y las presentaciones de nuevas exposiciones.

Pero en las redes sociales estar no es suficiente. Romper las barreras del museo y establecer un vínculo con la audiencia son los principales objetivos de las instituciones a la hora de gestionar sus perfiles. Los hay que se limitan a ofrecer la información de las actividades y exposiciones que organizan, como el museo Picasso, y por otra parte están los museos que quieren involucrar activamente a sus seguidores, como el CAC y el Thyssen.

En este sentido han surgido diferentes iniciativas. El CAC, por ejemplo, premia con catálogos o productos de merchandising a algunos de sus seguidores como un incentivo para captar adeptos e invita a sus amigos a debatir sobre diversos temas.

El Museo Thyssen, por su parte, ha llevado a cabo varios proyectos específicos para involucrar a su audiencia. Uno de ellos es Voces de la memoria, con el que la institución quiso celebrar su primer año de vida. A través de una herramienta interactiva on line en Flickr, el museo invitaba a compartir fotos antiguas y testimonios de algunas de las escenas malagueñas que pueden verse en su colección.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios