Crónica personal

Pilar / cernuda /

Hipocresía

ATierno Galván se le atribuye el dicho de que los programas electorales están para no cumplirlos. Aparte de defender sus programas, los políticos hacen campaña renegando de ciertas prácticas, defendiendo determinados comportamientos, y atacando a veces con más dureza de la necesaria a los adversarios.

Pasadas las elecciones del 24, aparece la hipocresía de estos políticos en estado puro. Pero son tan soberbios que no se les cae la cara de vergüenza.

No hace falta acudir a las hemerotecas para recordar qué decía Pedro Sánchez de Podemos, permanece en la memoria porque los comentarios son bien recientes. Les llamó de todo, siempre malo, y ahora sin embargo no tiene empacho en pactar con ellos todo lo que haga falta y más, porque lo que le importa al secretario general socialista no es la coherencia política y personal, sino el poder. Se comprende que Susana Díaz esté como está, muy molesta e incómoda; se comprende también que la mayoría de los dirigentes históricos del partido se encuentren tal decepcionados, porque ellos sí saben cómo se trabaja para defender los intereses de los españoles sean del partido que sean, y se comprende que también entre las generaciones jóvenes se produzcan comentarios críticos hacia Sánchez.

Bono hace declaraciones ahora en las que dice que se puede comer y cenar con la gente de Podemos pero en ningún caso pactar con ellos, sino que hay que "merendárselos". ¿Por qué no descuelga el teléfono y se lo dice a Emiliano García-Page, su principal "hijo" político? Será presidente del Gobierno manchego gracias al pacto con Podemos, ya que Cospedal se quedó a un escaño de la mayoría absoluta? ¿Qué coherencia es esa?

Sánchez, Rivera e Iglesias llevan un año exigiendo transparencia, pero llevan sus negociaciones en el más absoluto secreto. Rivera, que presumía de dejar capacidad de decisión a su gente, ejerce el ordena y mando desde Barcelona, y su última decisión ha sido dividir Madrid en 21 distritos con sus correspondientes atribuciones, lo que indica que no quiere que el equipo dirigente de Madrid se fortalezca excesivamente. Manuela Carmena sale de su entrevista con Gorigolzarri satisfecha por su actitud ante los desahucios ¿Significa eso que Carmena nunca hasta ahora se había tomado la molestia de indagar qué medidas toman los bancos para intentar que no se llegue al desahucio? Pues vaya profesionalidad. Del PP mejor no hablar. Su problema es la corrupción.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios