Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Los niños de la pandemia

Hay generaciones míticas. Lo fue la de 'los niños de la guerra' y ahora viene otra similar. Supervivientes

Hay generaciones míticas, como la de los niños de la guerra. Y ahora viene otra similar. Les doy una noticia positiva: pase lo que pase con el coronavirus, este año nacerán en Andalucía casi 70.000 chavales y en España 350.000. Eso dice la estadística; se han producido descensos notables en los nacimientos desde la crisis de 2008. Aquel fue año récord de bebés, con cien mil andaluces y medio millón de españoles. Hay quien sostiene que el confinamiento puede tener un efecto baby boom. La experiencia de la crisis financiera orienta en sentido contrario: la natalidad bajó treinta puntos en una década. Estas coyunturas dramáticas provocan menos actividad, menos empleo y, ante la falta de expectativas económicas, también menos niños.

Eso sí, los que lleguen, vendrán con el pan debajo del brazo. Es decir, serán un doble motivo de ilusión y esperanza en el futuro para padres, abuelos, familia, entorno. El presidente del Gobierno ha dicho que España vive la situación más grave desde la guerra civil. Y justamente las personas que corren más riesgo son los mayores de 80 años; o sea, los nacidos antes o durante la guerra del 36 al 39. Esos niños de la guerra han sido legendarios en este país; fueron capaces de nacer y sobrevivir en medio de aquella tragedia. Pero pueden caer en ésta. Morirá más gente de lo habitual por el Covid-19. Cuánta, depende de lo que tardemos en controlar la enfermedad.

Habrá menos matrimonios, porque se han suspendido los actos administrativos, pero los niños seguirán llegando puntualmente. Y con el tiempo la generación del 2020 se convertirá en mítica, como hemos visto siempre a los nacidos durante la guerra. Estos días miramos mucho el número de muertos. Es tal la obsesión por las cifras que nos sorprendemos cada vez que el fallecido es pariente, allegado o simple conocido, que sale de la estadística para traernos el luto a casa. Y el miedo y la ansiedad. La gente se muere en cantidad todos los años, sin pandemia. Según el INE, en 2018 fallecieron en España 425.000 personas y en Andalucía casi 73.000.

Pero por un momento pongamos la atención en los setenta mil nuevos andaluces que llenarán de alegría a esta sociedad abatida. En particular los que nazcan ahora, en marzo, como Aureliano Buendía, que había llorado en el vientre de su madre y nació con los ojos abiertos, examinando el rostro de la gente con una curiosidad sin asombro. Supervivientes.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios