Pablo Atencia | Presidente Agrupación de Cofradías de Málaga

Pablo Atencia: Tradición cofrade malagueña, la saga continúa

  • Vinculado desde que nació a la Semana Santa de nuestra ciudad, acude a nuestra cita para almorzar en el mítico restaurante La Vikinga

Marta Brinkmann, Pablo Atencia y Juan Luis Pinto. Marta Brinkmann, Pablo Atencia y Juan Luis Pinto.

Marta Brinkmann, Pablo Atencia y Juan Luis Pinto. / Paco Menjivar

Comentarios 0

A pocos días del comienzo de la Semana Santa, cuando estaba a punto de pronunciarse el esperado pregón en el teatro Cervantes y los primeros traslados comenzaban a despertar nuestras calles, mantuvimos un encuentro con el presidente de la Agrupación de Cofradías de Semana Santa, por ende de todos los cofrades de nuestra ciudad.

Un hombre que lleva unos meses, un año, quizás más, inmerso en un profundo cambio en el futuro discurrir de nuestras cofradías por las calles. Todo un reto que ha venido cargado de felicitaciones, pero también de críticas y de polémicas.

Pablo Atencia ha estado a pie de esa importante obra y al pie del cañón de esa comprometida batalla. Sus diez años como hermano mayor de Estudiantes y su segunda legislatura como Presidente de la Agrupación avalan su gestión y la de su equipo. De todo ello hablamos con él. No se lo pierdan.

El restaurante: La Vikinga

Terraza del restaurante La Vikinga. Terraza del restaurante La Vikinga.

Terraza del restaurante La Vikinga. / Paco Menjivar

Para una ocasión tan especial nos apartamos un poco del centro de la ciudad, del ajetreo de las obras y del bullicio del centro, algo que agradeció especialmente nuestro invitado, y nos fuimos hasta Parque Clavero al emblemático restaurante La Vikinga. Allí nos aguardaba con la ilusión del primer día una veterana chef y gastrónoma, para orgullo y disfrute de sus habituales: Marta Brinkmann quien junto a su socio y metre Rafael Palomo, regentan este innovador establecimiento.

Cuatro personas en cocina, bajo las órdenes de Marta y cinco en sala, comandados por Paola Banchiera y coordinados por la propia Marta, garantizan una experiencia gastronómica única. Nosotros pudimos comprobarlo. Todos los productos elaborados en la casa y de primera calidad toman forma, primero en la imaginación de Marta y luego en el trabajo de su equipo. Su cocina es mediterránea, tradicional e internacional.

Como dato, su renovación de carta es continua y las reuniones en el domicilio de Marta, -ejemplo de gran equipo - para diseñar nuevos platos están al orden del día. Ahora les cuento la experiencia pero un consejo: no dejen de degustar el gazpachuelo. Algo extraordinario.

El invitado: Pablo Atencia

Pablo Atencia durante el almuerzo Pablo Atencia durante el almuerzo

Pablo Atencia durante el almuerzo / Paco Menjivar

Como les decía al principio, realizamos este encuentro a muy pocas horas del pistoletazo de salida con el pregón de Semana Santa y todavía con mucho trabajo por delante. A pesar de todo, Pablo Atencia nos dedicó unas horas de su escaso y valioso tiempo, algo que le agradecimos y agradecemos desde esta sesión.

Dicen que no para usted un instante. “(Risas) Soy una persona de acción. El mundo solo se cambia involucrándote. La felicidad consiste en hacer feliz a los demás. Así de sencillo”. ¿Y no le afectan las críticas, a veces un tanto fuera de tono, sobre todo en los últimos meses? “Si te refieres a los cambios de itinerarios y del recorrido oficial, uno aprende a vivir con cierta distancia, de ese modo la visión es más global. En cuanto a las críticas las he aceptado todas, pero creo en la mayoría silenciosa. Nos cuestan mucho los cambios, es algo normal, igual que es normal que las personas quieran expresar su opinión. La mayoría ha aceptado los cambios pensando en el interés general”.

Pero el cambio ha sido muy importante. “Ten en cuenta que hemos tenido que mover a más de 11.000 personas. Eso ha provocado errores. Estamos solucionándolos al máximo. Quizás se ha hecho demasiado ruido. A veces el ruido hace olvidarnos de cosas importantes que se han hecho: los cultos, reparto de túnicas, apertura de la segunda puerta de la Catedral. Además el 40% del recorrido oficial va a ser abierto cuando antes no superaba el 10%. Se han ganado calle Martínez, la Plaza de la Marina , Molina Lario.

El mundo cofrade es tremendamente tradicional, pero también innovador, sabemos mirar para adelante. Me remito a unas palabras de San Vicente de Paul que decía que el ruido no hace bien y el bien no hace ruido”. Dentro de unas horas será el pregón. ¿Cómo ve el de este año?. “(Silencio) Tengo mucha ilusión con el pregón y la pregonera de este año, Paloma Saborido. Ha crecido en el mundo cofrade y reúne todas las condiciones para que sea todo un éxito. Le deseo mucha suerte”.

Y nosotros desde esta sesión. Y le preguntamos por el pregón que más le ha marcado hasta ahora. “ Me han gustado muchos, pero el que más me marcó fue el de Antonio Banderas”. Ustedes defienden que la Semana Santa no dura siete días. “Claro, son 365 días. Vivimos la cofradía todo el año. Estamos en un nivel elevado de madurez y tenemos actividades todo el año. La caridad, como virtud teologal, es nuestra razón de ser. Hacemos acompañamiento personal a enfermos y necesitados, auxilio espiritual, no solo económico. Nuestras cuarenta y una cofradías funcionan como cuarenta ONGs”.

Hay quien crítica que quizás la Semana Santa sea demasiado lúdica. “(Silencio) Para nada. Desde dentro nos mueve la fe. Pertenecemos a la iglesia y todo gira en torno a nuestros sagrados titulares pero es poliédrica y todo ello convive con la Semana Santa. Claro que la espiritualidad es de cada uno, en eso no se puede entrar, aunque intentamos potenciarla. Antes, nuestra gran preocupación como cofradías era salir a la calle. Hoy en día eso está superado y lo que nos ocupa es la caridad, la formación, retiros espirituales”.

¿Qué cree que le falta o le sobra a nuestra Semana Santa? “Nada. Estamos viviendo los mejores momentos, en todos los sentidos y continuamos mejorando, especialmente en formación, de la mano siempre de la iglesia, de las parroquias. Tengo la suerte de estar implicado con mucha y buena gente. Tenemos la Semana Santa que soñábamos hace veinte años: Casas Hermandad, culto, itinerario, arte. Nuestro ideario es estar abiertos a la sociedad y ser participativos, con responsabilidad y valentía y por encima de todo ser un centro de convivencia entre cristianos”. Dicen que es usted muy malaguita. “(Risas) Sí, es cierto.

Ser malagueño es ser universal, no es nada excluyente. Se es malagueño cinco minutos antes de llegar a Málaga (risas). Me cuesta mucho salir de Málaga. Tengo que viajar, y lo hago, claro, pero siempre estoy deseando regresar. Estoy muy arraigado a todo lo nuestro. Málaga está genial y ¿sabes? la ha llevado hasta donde está la autoestima tan elevada que tenemos. Comenzamos a mejorar cuando dejamos de compararnos y comenzamos a trabajar. Fuera nos miran con cariño. A pesar de abrirnos sin complejos a los demás no hemos perdido nuestras señas de identidad”. Como los profundos cambios en la Agrupación. “No, no creo en los cambios, creo en las mejoras continuas, en las reformas. Hay que identificar los errores y realizar cambios, pero sin rupturas y con objetivos claros. No hay que estar en contra de nada. Solo se crece sumando”. Interesantes reflexiones de Pablo Atencia que continuamos durante la comida.

La comida

Uno de los platos Uno de los platos

Uno de los platos

Enseguida se puso Marta manos a la obra y ya no pararía de sorprendernos durante todo el almuerzo. Paola descorchó una botella de blanco Moura Godello, selección de bodegas Lara, sencillamente extraordinario. Y enseguida abrió mesa con una tosta de sardina ahumada con mazamorra que estaba espectacular. Comentando estábamos lo sencillo y a la vez sabroso de la tosta cuando nos sorprendió con un carpaccio de setas portobello con aceite de trufa y parmesano. Una combinación de sabor y textura perfecta. Continuando con nuestra conversación le pregunté a Pablo por el ya próximo centenario de la Agrupación de Cofradías. “Ese es nuestro primera objetivo una vez pase la Semana Santa. Tenemos creada una comisión que preside Luis Merino que ya está trabajando para el Centenario. Málaga se va a convertir en el centro mundial de la religiosidad popular. No existe otra Agrupación que vaya a cumplir cien años“.

Va a ser todo un acontecimiento. “Por supuesto, va a durar todo un año. Comenzamos el 21 de enero de 2021 y a partir de ahí un año. Tendremos congresos, salidas extraordinarias, actos religiosos y culturales. Pretendemos identificar con nuestra Semana Santa a todos los malagueños, a todos los andaluces, a todos los españoles en definitiva”. La aparición del plato estrella de la casa, el gazpachuelo con corvina, patatas y gambas, nos hizo detener nuestra interesante charla. Es el plato más famoso y demandado de la casa. No dejen de probarlo. Les aseguro que es excepcional. Una persona como usted, que se le ve tranquila, dialogante, ¿Qué no soporta? “(Silencio) La injusticia, la gente que piensa mal. Solo aportan energías negativas. Y los “egos”. Los egoísmos son malísimos. El egoísmo es lo peor, es el veneno de la sociedad. Objetivar las situaciones, es lo mejor. Estamos inmersos en un mundo pasional. La pasión es necesaria pero hay que dosificarla o te lleva a los extremos” .

Uno de los platos. Uno de los platos.

Uno de los platos.

Una corvina salvaje con espaguetis de verdura con tirabeques, aceite de sésamo y porra de naranja despertaron de nuevo nuestro paladar. La apertura de una botella de un tinto Crianza de Carlos Moro acompañaron al otro plato estrella de la casa: la hamburguesa vikinga de ternera, cebolla pochada y coronada con huevo frito. Otra delicia marca de la casa de la que Marta Brinkmann tiene motivos para sentirse orgullosa. Andábamos ya finalizando nuestro encuentro cuando fuimos de nuevo sorprendidos esta vez por dos postres de la casa, espectaculares: Tocino de cielo de fruta de la pasión y maracuyá, y rollito de mango con queso mascarpone caramelizado. Una delicia.

Uno de los platos. Uno de los platos.

Uno de los platos.

Felicidades a Marta y Rafael y mi agradecimiento a todo el equipo de La Vikinga, especialmente a Paola por el trato exquisito y profesional que nos dispensó en todo momento. Muchas gracias. Para finalizar pedí a Pablo Atencia que dirigiese unas palabras a los malagueños. “(Silencio) Pues les diría que valoremos todo lo que tenemos. Vivimos en una ciudad privilegiada. Tenemos que trabajar todos juntos para continuar avanzando. Y decir que desde la Agrupación trabajamos para ponernos a la misma altura de la ciudad. Ese es nuestro reto”. Pues mucha suerte a Pablo Atencia y a todos los cofrades de acción y corazón para que tengamos una Semana Santa a la altura de nuestra ciudad. Mi agradecimiento a Pablo Atencia y felicitaciones por su gran trabajo aunque a veces no todo sea como cada uno de nosotros desearía. Sea por el interés general. Hasta siempre.

Los vinos

Blanco: Mara Moura Godello

D.O. Monterrei. Elaborado con uvas de variedad Godello. Magnifico vino potente, fresco y muy equilibrado. Muy recomendable.

Tinto: Carlos Moro Crianza

D.O. Rioja. Extraordinario vino variedad tempranillo. Un vino intenso, elegante y redondo que destaca por su estructura y equilibrio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios