torremolinos

El Ayuntamiento estudia multar a la Seguridad Social por Los Álamos

  • El Consistorio denuncia el estado de abandono del hotel, que se ha vuelto a incendiar.

Un último incendio esta misma semana en el interior del hotel Los Álamos volvía a alertar sobre la situación de abandono de estas instalaciones, okupado desde hace años. Por este motivo, el Ayuntamiento estudia establecer responsabilidades contra su propietario, que no es otro que la Seguridad Social, por haber podido incurrir en una "imprudencia" tras este nuevo siniestro. El Consistorio repercutirá en el propietario la tasa correspondiente, y recogida en la Ordenanza de Bomberos municipal, por el servicio prestado en la extinción del incendio.

Desde el equipo de gobierno recordaron que el pasado mes de abril el servicio de Bomberos ya emitió un informe alertando del peligro de incendio debido a la gran carga de material inflamable que se encuentra en su interior (colchones, muebles, cortinas o ropa), e hizo constar entre otras consideraciones la presencia de indigentes y la existencia de una gasolinera a escasos metros del hotel. No obstante, es en marzo de 2015 cuando se realiza la primera visita de inspección por Disciplina Urbanística y se comprueba el aspecto ruinoso de la valla metálica y el peligro de que se descolgase hacia la vía pública, por lo que se comunica la situación a la Tesorería. Aunque entonces el propietario anunció la posibilidad de acometer las obras con medios propios, en agosto la policía comprueba el mal estado del lugar y traslada al departamento la preocupación vecinal.

Por todo ello, el Departamento de Disciplina Urbanística tuvo que elaborar una propuesta técnica para incoación de Orden de Ejecución y traslada en septiembre de 2015 a la Tesorería providencia con carácter previo a la mencionada incoación, que concede un plazo de audiencia para alegar lo que estimara conveniente. Ante la falta de respuesta se realiza una nueva inspección y se incoa la preceptiva Orden de Ejecución a la Tesorería para que procediera al precinto del establecimiento, reparación urgente del muro exterior y cerramiento de las entradas al establecimiento.

Pero un mes después se vuelve a realizar inspección policial y se detecta la presencia de personas habitando allí. En diciembre de 2015, se recibe escrito de Tesorería comunicando que se ha procedido a la apertura de expediente para la contratación del cerramiento de las instalaciones y se vuelve a realizar visita por parte de los inspectores de Disciplina que hacen constar que las entradas al hotel habían sido violentadas y se reitera el mal estado del vallado y el peligro para los viandantes. El Ayuntamiento está realizando los trámites para imponer multas a la Tesorería.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios