Provincia

Un siglo y medio elaborando la mejor chacina

  • El municipio celebra este fin de semana su feria dedicada a esta industria, a la que se espera que asistan unas 7.000 personas

Benaoján hace gala este fin de semana de su industria más importante: la del embutido y la chacina, durante la celebración de su XII Feria de la Chacina, un evento anual declarado de singularidad turística, y en el que los visitantes pueden conocer el género de diferentes productores de la zona. El pasado año por la muestra pasaron unos 6.000 visitantes, y en esa ocasión se espera que ese número pueda verse incrementado, por lo que desde el Ayuntamiento benaojano se confía en llegar a los 7.000. Un público asistente que además de comprar diferentes productos también puede degustar de forma gratuita muchas de las delicatessen que se producen en este municipio de la comarca rondeña.

El nombre de Benaoján está ligado a la industria cárnica desde hace más de 150 años. Hoy en día son una decena de empresas las que siguen con esta tradición, convertida ya en uno de los principales motores de su economía. De hecho, cada vez son más las que exportan a países tan lejanos como Rusia o China.

Eso sí, las recetas se mantienen prácticamente intactas desde entonces, ya que se sigue apostando por una fabricación artesanal y los productos químicos prácticamente brillan por su ausencia. "El pimentón, el ajo, la pimienta y otras especias naturales son algunos de los ingredientes más importantes", explicó el alcalde, Francisco Gómez.

A la inauguración de la muestra también asistieron el vicepresidente de la Junta de Andalucía, Diego Valderas; el delegado del Gobierno andaluz en Málaga, José Luis Ruiz Espejo; y el vicepresidente de la Diputación, Francisco Oblaré, que realizaron un recorrido por todos los puestos de la muestra y se interesaron los manjares ofrecidos por cada productor.

Valderas destacó la importancia que tiene esta industria en Benaoján y en el resto de comunidad andaluza, y le auguró un buen futuro. "En ningún lugar hay productos de tanta calidad como en Andalucía", apuntó. Por su parte, el regidor aprovechó la ocasión para pedir a las distintas administraciones "que sigan apoyando a la industria cárnica", ya que esta localidad, al igual que otras muchas del territorio andaluz, "viven de ella y del turismo rural".

En la primera jornada de esta feria, que se ha convertido ya en un referente dentro de la provincia, no faltó una demostración de cómo se elaboran algunos de los famosos embutidos benaojanos, como el chorizo o la butifarra. Un proceso que a muchos les trajo a la memoria las matanzas que con tanta frecuencia se realizaban hace años en el entorno rural. Pero la chacina no es la única protagonista de la cita. También hay lugar para otros productos artesanales procedentes de diferentes puntos de la comarca, como la miel, el vino, el aceite o los dulces.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios