Almería

Los mayores de Cuevas, reyes por un día

  • Ochocientos vecinos disfrutaron de paella · El alcalde asistió al evento

Entremeses variados, pimientos del piquillo rellenos con marisco, paella, tarta de postre y mucha vida, fue el menú que ayer tomaron los mayores de Cuevas del Almanzora en la nave Polivalente de la localidad, invitados por el ayuntamiento cuevano. Eran, a ojo de mal cubero, 800 personas las allí reunidas para celebrar una fiesta en homenaje a los jóvenes mayores del municipio, y no debe estar mal hecha la cuenta cuando de las dos paellas de 400 raciones cada una con todos sus avíos, obras de Fernando Rojas y Clemente Aguado, no quedó ni rastro. En total setenta kilos de arroz, amén de langostinos, choco, cigalas, mejillones, almejas y anillas de pota. Ayer, en Cuevas del Almanzora, no había achaques ni pastillas, había, eso sí, el recuerdo de quienes este año ya no estaban.

Tras el intercambio de saludos, las conversaciones se cruzaban de una mesa a otra en animada tertulia en un día grande, un día de fiesta. Los que recibieron placas conmemorativas, caso de Agustín Toledo García, noventa y dos años de chaval, manifestaban la emoción del momento. Nacido en Cuevas del Almanzora, Agustín dedicó su larga vida laboral a construir carros y arados y rejas y balcones y al campo "ahora lo hacen mi hijos pero adaptados a los tiempos". Al lado de Agustín y durante sesenta y tres años de casados, Maruja, su mujer, extremeña e hija de teniente de la Guardia Civil destinado a Cuevas del Almanzora cuando los tricornios se hacían en España, que ahora se hacen, como casi todo, en China.

Luisa Martínez Cervantes, hija de Cuevas del Almanzora, dice que "he trabajado más de la cuenta. Estoy descalificá de los huesos. No he tenido hijos. Este es un día hermoso, ha valido la pena vivir para verlo". Luisa pide salir favorecida en la foto, cosa imposible de realizar porque no le hace falta a quien ya es favorecida.

De La Portilla, pedanía cuevana, viene otra de las homenajeadas: Catalina Navarro Navarro, y no va sola que la acompaña su marido, también de La Portilla, Mariano Rodríguez Navarro. Ya son con ellos cuatro las generaciones de la familia nacidas en La Portilla. Dicho queda don Mariano. El alcalde, Jesús Caicedo, el concejal de Urbanismo, Juan José Pérez, la concejala de Turismo y Servicios Sociales, Yolanda García, compartían mesa, mantel y charla. A todos les hubiera gustado cumplir con las previsiones: presentación y entrega de placas conmemorativas en la explanada exterior de la Nave Polivalente y, posteriormente, la comida dentro. Pero se levantó Poniente y dio al traste con lo planeado. Los más previsores de los mayores, que lucían algunas de sus mejores galas, tomaron asiento, pegaron la hebra y de palique en palique el arroz de la paella cogió el punto. El personal cogió el tenedor.

En Cuevas del Almanzora ayer fue un día de reconocimiento para todos los mayores del municipio, un día de convivencia decía el presidente de la Tercera Edad de Cuevas, Miguel Fernández, "este día siempre lo tendremos en nuestro recuerdo. Quisiera llevar a vuestros corazones lo que en este momento el mío siente: una inmensa alegría de vernos todos juntos. Repito lo que ya dije el año pasado, que el Centro de la Tercera Edad de nuestro pueblo tiene las puertas abiertas para todo el que quiera acercarse. A veces los mayores decimos que lo que quiero es morirme y eso no es así, nos moriremos cuando Dios quiera y mientras tanto debemos ponernos al tanto de todo lo que está a nuestro alcance: informática, orientación óptica y dental, talleres de manualidades, baile de salón". Don Miguel Fernández es de espíritu positivo, lo deja patente en cada una de sus palabras, de sus gestos.

La crisis, la interminable, la desesperante crisis, hace acto de presencia en las conversaciones. Si no uno es otro, todos tienen a alguien de la familia cercana o lejana en fase de pasarlas canutas. Es inevitable que aún en un día de celebración festiva salga a relucir el mal momento. También lo hace el propio alcalde de Cuevas del Almanzora, Jesús Caicedo. Le hubiera gustado, a él y a su equipo de gobierno, que la cosa hubiese sido más espléndida, pero, añadía Caicedo, "un ayuntamiento es como una casa y si no entra dinero no se puede gastar. Sin embargo, la vida sigue y hay un momento en que es conveniente tener la cabeza en otros dimes más alegres como es el caso de hoy. El Ayuntamiento ha hecho un esfuerzo, a pesar de que algunos digan que esto no es correcto, y prefiero olvidarme de otras cosas y que vosotros podáis estar juntos". El asentimiento era general entre la concurrencia. Hasta donde alcanzaba el oído se escuchaba que lo importante era pasarlo bien, compartir un rato entre amigos y conocidos que se ven una vez al año por las circunstancias, por las enfermedades y porque ya no está uno para mucho trajín.

Hablaba Jesús Caicedo de la Feria y Fiestas 2009 en honor a San Diego, el alcalde apuntaba "los momentos difíciles que estamos viviendo. A pesar de ello, vamos a intentar disfrutar, vamos a tener copla, vamos a tener para jóvenes, para todos. Lo haremos de forma comedida y de acuerdo con las circunstancias". El alcalde de Cuevas del Almanzora, la concejala Yolanda García, y el presidente del Centro de la Tercera Edad, entregaron las placas conmemorativas a los antedichos Agustín Toledo, Catalina Navarro y Luisa Martínez, un acto que llevó la emoción a todos los asistentes. La música se alzó por encima de las voces y una figura de mujer vestida de faralaes con lunares blancos se adueñó del escenario. Sehila Solís, ay mi rosa de Almería, agrandó de copla la Nave Polivalente de Cuevas del Almanzora. De un lado a otro de la escena dejaba estelas del poderío de su voz. Los ¡guapa, guapa! acompañaban a los aplausos. Sehila se hacía cómplice del público: "al postre no me ha dado tiempo, menos mal, porque he comido un poquito de más". Continuó sus coplas, continuaron los aplausos.

Las placas que recibieron Agustín, Catalina y Luisa, llevan la leyenda: En reconocimiento por su bondad y buen hacer. Con cariño de sus compañeros de la Tercera Edad y del Ayuntamiento de Cuevas del Almanzora.

Tags

más noticias de SALUD Y BIENESTAR Ir a la sección Salud y Bienestar »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios