Coronavirus

Canal Sur da ejemplo de luto sincero y didáctico

  • Los cierres del veterano programa 'Salud al día', en pro de los sanitarios y en homenaje a las víctimas y sus familiares, demuestra que las evidencias de pesar en la pantalla no están reñidas ni con el oportunismo ni con el mal gusto

Una imagen del luto de 'Salud al día' en Canal Sur Una imagen del luto de 'Salud al día' en Canal Sur

Una imagen del luto de 'Salud al día' en Canal Sur / RTVA

Las cadenas nacionales son reacias a testimoniar cualquier muestra de pesar ante las más de 27.000 víctimas de coronavirus, muertos en su mayoría lejos de sus familiares, y la ausencia de un recuerdo real y sincero llegar a ser clamoroso. Las consignas de un Gobierno central que promete sin fecha dar un tratamiento de respeto a quienes han fallecido se toman a rajatabla en las cadenas públicas y privadas.

Ante una demanda de la ciudadanía por percibir ese dolor colectivo la cadena autonómica andaluza ha visibilizado las jornadas de luto decretadas por la Junta de Andalucía sin caer ni en el oportunismo ni en el mal gusto. 

Los gestos de irresponsabilidad de quienes salen a la calle sin tomar medidas de precaución y distancia podrían al menos ser remitidos con un mensaje de condolencia y didáctica para que toda la ciudadanía tome más conciencia del grave problema que está a nuestro alrededor, con un homenaje sin infantilismos hacia el sistema sanitario y una muestra de respeto a enfermos, fallecidos y sus familias.

Cierre de señal de luto de 'Salud al día', 10 de mayo de 2020

El cierre de apenas un minuto consta de un cuidado montaje musical en el que el director y presentador del espacio, Roberto Sánchez Benítez, comenta ante el doblar de las campanas:

"Es el lamento por el dolor de una epidemia que ha dejado nuestras calles desiertas y demasiadas víctimas. Queremos sumarnos al luto oficial decretado por la Junta de Andalucía en señal de duelo por los fallecidos por esta pandemia y como tributo a todo el personal médico y de enfermería que ha velado sin descanso por nosotros, descuidando incluso sus propias vidas. Esas campanas doblan hoy por los héroes de una batalla que vamos a ganar entre todos. Sirva de homenaje final a los que fallecieron en hospitales, residencias de ancianos y casas, sin apenas compañía ni consuelo” (de fondo el Aleluya de Rufus Wainwright).

Planos cortos acariciando las manos de los ancianos, y de la soledad de un pasillo, junto con el esfuerzo de los sanitarios andaluces recuerdan un acto necesario para volver cuanto antes a la nueva normalidad: el duelo. Sentir y compadecer a los familiares y amigos que no han podido despedirse con proximidad de sus seres queridos. Para remontar cuanto antes el vuelo tras la tormenta. 

Un gesto que los espectadores no van a encontrar por ahora ni en los canales con sede en Madrid de RTVE, ni en Atresmedia ni en Mediaset desde un Gobierno que por ahora niega el necesario recuerdo a los fallecidos y proximidad a sus familiares.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios