Veterano profesional

Diego Carcedo y los miedos de un periodista

  • El asturiano fue durante muchos años reportero y corresponsal de guerra de TVE y ha publicado un volumen sobre sus experiencias titulado 'Sobrevivir al miedo'

El periodista y ex directivo de RTVE Diego Carcedo El periodista y ex directivo de RTVE Diego Carcedo

El periodista y ex directivo de RTVE Diego Carcedo / EFE

El veterano periodista Diego Carcedo (Cangas de Onís, Asturias, 1940), presidente de la comisión del concurso del consejo de RTVE, ha publicado Sobrevivir al miedo (ediciones Península), recopilación de veinte momentos de su vida con un nexo común: el miedo y sus distintas clases. “He pasado miedo en todos estos episodios de alguna manera. En su mayor parte fueron en el acto como en Vietnam, Cisjordania, Centroamérica, o en la guerra del fútbol en Honduras, que me quiso matar un taxista. Hay otros casos que fue un miedo retroactivo”, revela.

Así, una de las escenas que más miedo provocó a Carcedo fue cuando una madre quiso entregarle a su hijo en Lima tras un terremoto. El bebé estaba a punto de morir. “En aquel momento no corría peligro ni tenía miedo. Después sufrí lo que llaman miedo a la conciencia, que me sigue todavía afectando hoy. Ahí no había armas, era un campamento de refugiados. Solo había abandono y pobreza. Fue el miedo que me dejó más tocado al cabo de los años”, reconoce.

En abril de 1975, en Vietnam, Carcedo vivió las horas finales de la evacuación de Saigón y, tras salir de la ciudad, varios días de angustiosa huida. Ese mismo año vio marcharse a los últimos españoles del Sahara Occidental. Fueron experiencias que trasladó al espacio estelar Los reporteros, en la Primera Cadena, junto a nombres como Miguel de la Quadra-Salcedo o Tico Medina.

En 1969 el chófer que le llevaba de Nicaragua a Honduras durante la llamada guerra del fútbol trató de dejarle inconsciente mientras dormía y días después en Tegucigalpa, una bala perdida se incrustó a escasos centímetros de su cabeza. “Ahora mismo volvería a irme de enviado especial a cualquier guerra. No me da miedo. Los periodistas de ahora están sufriendo mayores peligros que los de las guerras como en México o Colombia cubriendo el narcotráfico y están siendo asesinados”, indica. Asimismo, explica que a estos países se suman Malta, Bulgaria o Rusia, donde “asesinan a periodistas por estar investigando algo que no interesa”.

Los espectadores veteranos de TVE pueden recordar cuando en Filipinas se prestó a someterse a un examen de un sanador que afirmaba ser capaz de extraer, sin operar, las vísceras. En Uganda, una entrevista al presidente del país en aquel momento, Idi Amín, casi se convierte en “asunto de Estado” a su regreso a España. El dictador genocida le atendió porque, entre otras razones, “tenía un mensaje para el rey Franco”, recuerda el peridista asturiano, correponsal en Lisboa de RTVEdurante muchos años, y que se queda en su memoria más afectuosa con la entrada de España y Portugal en la Comunidad Económica Europea, rubricada en 1985.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios