Unicaja Baloncesto

Casimiro no pone peros a la derrota

  • "Ya no lloro nunca, el ritmo de competición no es excusa, hay que adaptarse a ello" señaló el técnico del Unicaja

  • "La diferencia estuvo en el acierto desde la línea de tres puntos", dijo

Casimiro y sus ayudantes contemplan el partido en Burgos Casimiro y sus ayudantes contemplan el partido en Burgos

Casimiro y sus ayudantes contemplan el partido en Burgos / ACB Photo

Luis Casimiro fue muy claro en la rueda de prensa posterior al partido contra el San Pablo Burgos, donde el Unicaja cayó derrotado cortando una gran racha: “Fue un partido muy intenso y para resumirlo rápido yo creo que la diferencia estuvo en el acierto de tres puntos. Si miramos todas las demás estadísticas, todo estuvo igualado. La diferencia es anotar o no anotar. Muchos de los triples que anotó Burgos fueron además a final de posesión y creo que eso hace más daño aún a nivel psicológico. Yo creo que estuvo ahí la gran diferencia del partido. ¿El Burgos? Me gustó mucho, mucho. Jugó un partido intenso, con mucha disciplina, tiene mucho mérito, claro”.

El técnico siguió analizando el choque de manera serena. “Hicieron una buena defensa en conjunto, tanto en el exterior como en el interior. Yo creo que en la primera parte hicimos algún tiro no suficientemente bien seleccionado. Luego creo que en la segunda hicimos buenos tiros. Algunos no se acertaron y otros se fallaron por la buena defensa de Burgos”, afirmó Casimiro, que añadió acerca de sus tiros: “Posiblemente sea de nuestros peores partidos desde la línea de tres puntos en porcentajes; teniendo en cuenta que estábamos primeros de la Liga Endesa con 41% de acierto, haciendo un uso considerable de ellos. Esta vez los tiros no entraron y tuvimos que pasar ese proceso de adaptarnos, trabajar en defensa, estar atrás, rebotear, que hicimos un buen trabajo en el rebote y aprovechar nuestros momentos. Hubo dos momentos fundamentales. El primero cuando estábamos cerca y robamos un balón que volvimos a perder y el segundo, con la antideportiva, que no anotamos los tiros libres y podíamos habernos acercado y haber competido mucho más el final de partido. Pero bueno, el equipo dio la cara en bastantes cosas”.

Acerca de lo apretado del calendario, Casimiro no quiso utilizar como justificación las circunstancias en las que el Unicaja se plantó en tierras burguesas: “Ya no lloro nunca. Sabemos lo que tenemos de ritmo de competición y no podemos poner excusas a esto. Hay que adaptarse a él”.

También hubo palabras de elogio para el rival en la recta final de su intervención. “Ya lo dije el año pasado cuando estuve aquí, había sido un ejemplo. Ahora estamos comenzando y no soy yo quién para dar consejos. Valoré porque creo que jugamos uno de los últimos partidos. Burgos tiene un buen equipo, un buen entrenador y hace un buen baloncesto. Es duro de ganar y, por lo tanto les irá bien”, sentenció Casimiro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios