Unicaja Baloncesto

Carlos Jiménez cuenta cómo vivió su 'vuelta'

  • "Si soy sincero disfruté un montón, fue una tarde de comunión con el pabellón lleno", confiesa el director deportivo cajista en 'Play Basket Ser'

Carlos Jiménez, con el resto del equipo. Carlos Jiménez, con el resto del equipo.

Carlos Jiménez, con el resto del equipo. / @acbcom

Hace unos días se dio una circunstancia curiosa en Los Guindos. Carlos Jiménez tuvo que descolgar las zapatillas para jugar un partido con el Unicaja de Liga EBA. El junior, que compone este equipo, se encontraba inmerso en el Campeonato de Andalucía, que ganó en un final de infarto. El director deportivo fue el gran atractivo de un partido en el que se pudo ver al campeón del mundo sobre el parqué. 

El madrileño contaba después sus sensaciones. "Si soy sincero disfruté un montón, aunque al principio estaba preocupado", relataba Jiménez al programa Play Basket SER: "Me avisaron el miércoles por la tarde de que al final no se había podido cambiar el partido y que por coincidencia de fechas este año no se había conseguido evitar. El equipo era lo que era. Dos preocupaciones. La primera no hacerme ni hacer daño a nadie. Lo segundo, no hacer el ridículo porque nos estaban viendo todos los niños de la cantera que vinieron a ver a sus entrenadores. Fue un rato muy agradable. Los chavales se lo pasaron muy bien, el pabellón estaba lleno y había buen ambiente. Fue una tarde de comunión entre todos. Mereció la pena el esfuerzo".

"Ahí estábamos el equipo de emergencia", bromeaba mientras reconocía que esperaba estar en pista menos que los 32 minutos que jugó: "Si te digo la verdad no pretendía jugar tanto ni mucho menos, pero éramos ocho y yo pensaba que entre todos aguantaríamos un poquito mejor, pero estábamos para aguantar poca cosa. Me tocó jugar más de lo previsto. Fue un rato agradable y no queda más que una anécdota". El que fuera alero anotó cinco puntos y cogió 16 rebotes, una de sus especialidades como jugador. 

Jiménez hablaba de la experiencia de tener a Germán Gabriel de entrenador, con el que comparte una buena amistad y está en pleno contacto diario. "Es un entrenador muy cordial, muy cercano, como si nos conociéramos de toda la vida. Fue muy respetuoso con los cambios y el tiempo. Fue uno de los partidos con menos tensión que he jugado en mi vida por parte del entrenador, nosotros sí intentamos hacerlo lo mejor posible", explicaba mientras daba detalles: "Empezó con conceptos de defensa en zona y al hombre y vi que nos perdíamos porque no estábamos entrenados. Fuimos a lo básico". 

El director deportivo verde recordaba cuando tras estar retirado echó una mano por lesión de Sergi Vidal. "Aquello fue otro tipo de circunstancia, más ligado al baloncesto profesional. Tenía mi retirada más reciente y todo se desarrolló fruto de las circunstancias. Yo estaba por Málaga intentando reubicarme y pasar página de lo que había hecho hace muchos años. Aquello fue duro, mucho más evidentemente porque la exigencia es mayor, hay más en juego y fue más tiempo. No consigo retirarme de esto del todo", explicaba, mientras reconocía en qué parcela disfruta más: "Jugar, no hay nada parecido. Además es para lo que te preparas toda la vida, lo que llegas a más o menos controlar. Es lo que más he disfrutado toda mi vida, no tiene ni punto de comparación". 

Carlos Jiménez salía del paso cuando era cuestionado por cómo marchaba la temporada para el equipo de Luis Casimiro. "Las valoraciones creo que hay que hacerlas al final de la temporada cuando acaban las cosas. Puedes tener sensaciones, pero la valoración hay que hacerla desde la perspectiva global con todas las circunstancias que ocurren durante toda la temporada. Por el momento creo que estamos reármandonos un poco de los problemas y de las malas sensaciones de un momento puntual de la temporada, el inicio fue muy bueno. Creo que estamos ilusionados de cara al final para terminar lo mejor posible", remachaba. 

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios