Unicaja

Las notas y el 1x1 del Unicaja en Burgos

  • Brotes antes del hundimiento

  • Jaime Fernández y Rubén Guerrero tiran del equipo en Burgos, pero en la prórroga también caen engullidos l

  • Nzosa, olvidado en el banquillo tras una gran aparición

Jaime Fernández entra a canasta. Jaime Fernández entra a canasta.

Jaime Fernández entra a canasta. / ACB Photo

Jugadores en pico alto, otros en pico bajo. No coinciden un número alto en nivel de consistencia y eso lo paga el Unicaja, que encajó su quinta derrota en seis partidos en Burgos.

Deon Thompson (*)

Buen final de primer tiempo del americano, que acabaría con 12 puntos y tres rebotes en su regreso a Burgos. Con sus carencias atrás, pero partido correcto.

Jaime Fernández (**)

Su magia está de vuelta y es una buena señal. Le falta aún manejar el ritmo de los partidos, los tiempos. Dio un recital de pases a Guerrero. 14 puntos y ocho asistencias. Sufrió con Cook, le falta el contrapunto defensivo de Alberto.

F. Alonso (-)

Mal momento del malagueño. Son varios los partidos ya en los que ha descendido su nivel de impacto y de acierto. Algo lógico en su primera temporada completa como profesional.

R. Guerrero (**)

Muy buenos minutos del marbellí, quizá en su mejor partido con la camiseta del Unicaja. En la prórroga se vio arrastrado en el desastre colectivo. La defensa del pick and roll es un punto en el que debe mejorar, pero no siempre es culpa suya.

Bouteille (-)

En su línea de bajo impacto. Tiene licencia para tirar, pero parece incómodo en el entramada, no optimiza sus cualidades.

F. Ferrari (-)

Nefasto el californiano. No mejora nada al equipo, sólo es una pieza más. -17 el equipo en sus 12 minutos en pista.

Brizuela (*)

Cuando no fluye el baloncesto, es recurso para decidir. Puede parecer que es demasiado chupón, pero es una consecuencia de cómo está diseñado el equipo. 14 puntos y triple clave para ir al prórroga, donde estuvo muy mal.

A. Waczynski (*)

Jugador de confianza del entrenador, un boquete habitual en defensa. Siete puntos y cuatro rebotes, alguna canasta difícil.

Abromaitis (-)

Se espera más de un jugador que llegó para mejorar al equipo. Entiende bien el baloncesto y aporta intangibles. Pero no vale con eso.

Nzosa (**)

Imposible hacer más (tres rebotes y dos tapones) en tres minutos largos. Pero no le bastó para jugar más tiempo.

Gerun (-)

La fe en él permanece. Nivel de Euroliga, según se piensa en el club, que aún no se atisba.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios