Unicaja

El vestuario lanza un guiño al Carpena

  • Suárez y Díez animan a la afición a que les apoye mañana en un encuentro a vida o muerte en casa

Dani Díez, ante la presión de Janis Timma. Dani Díez, ante la presión de Janis Timma.

Dani Díez, ante la presión de Janis Timma. / efe

Le queda una única bala en la recámara al Unicaja, que caduca mañana. El Carpena es su última baza para seguir con pulso en estas eliminatorias por el título. La vía de la Euroliga solo sigue abierta si el equipo malagueño vence en este segundo pulso con el Baskonia. Es consciente el vestuario, que ayer ya lanzó un guiño a la marea verde.

"Les pido que vengan al Carpena con nosotros, que sea una olla a presión. Que vengan los que quieren apoyarnos y los que quieran pitar, pero que dejen de hacerlo cuando el partido empiece", reclamaba Carlos Suárez a los micrófonos de Cope, mientras Dani Díez seguía la senda del capitán de la plantilla cajista: "Necesitamos su apoyo, eso está claro. El Carpena lleno es uno más".

Los análisis de la derrota de ambos guardaba ciertas similitudes. "Competimos muy bien tres cuartos, en el último hemos defendido mal, no estuvimos agresivos. No nos han ganado aún y vamos a Málaga a empatar", reconoció el 11, que comenzó anotando tres triples, pero que se apagó conforme avanzó el encuentro. "Jugaron mejor, estuvieron más acertados e incluso más agresivos. Fuera de casa deberíamos haber dado un plus. Una lástima, pero vamos a Málaga con ilusión para volver a competir mejor", agregó el alero madrileño.

Volvió a fajarse Suárez, que terminó con siete puntos y dos rebotes. El capitán también focalizó el tropiezo en el parcial que generó el Baskonia en el desenlace del encuentro. "Hasta el tercer cuarto estuvimos en el partido, pero nos faltó acierto. Estamos en la misma situación que hace un año en la Eurocup. Nosotros creemos e intentaremos demostrarlo el último día", dijo el 43, que prosiguió analizando los errores, mientras abrió un abanico de esperanza: "Hubo fallos en ataque y también en tiros liberados. Tenemos que mejorar algunas cosas para limitar el acierto que tuvieron en las esquinas. No estamos tan lejos", finalizó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios