Rebajas

Consejos para aprovechar las rebajas

  • Haz buen uso de los descuentos y saca mayor rendimiento a las rebajas siguiendo estos consejos para no caer en el malgasto y hacer compras inteligentes por muy poco dinero

Sigue estas recomendaciones y haz compras inteligentes durante este periodo de rebajas Sigue estas recomendaciones y haz compras inteligentes durante este periodo de rebajas

Sigue estas recomendaciones y haz compras inteligentes durante este periodo de rebajas / 'Clueless (Fuera de onda)" (1995)

Las rebajas de invierno 2019 han comenzado en la gran mayoría de establecimientos y, con ellas, una de las grandes épocas de compras del año. ¿Eres de las que aprovechan para comprar prendas a las que darán buen uso durante mucho tiempo o de las que suelen comprar ropa que se queda en el fondo del armario para siempre? No permitas que los descuentos se aprovechen de ti siguiendo estos consejos para hacer compras de calidad en las rebajas:

Haz una lista 

¿Tienes claro lo que quieres o necesitas comprar? Hacer una lista te ayudará a visualizar lo que tienes intención de comprar y entrar a los establecimientos con una idea más o menos clara. En lugar de vagar por la tienda mirando cada percha, puedes ir directamente a las prendas que sabes que te pueden interesar. Si ejerces autocontrol y te ciñes a tu lista, evitarás tanto hacer gasto extra como comprar cosas de forma impulsiva.

Marca una ruta 

Echa un ojo a las prendas que te gustan de cada tienda y márcate una ruta siguiendo lo que ya sabes que te agrada. Así ahorrarás tiempo y también dinero, ya que al hacer una visita a otra tienda corres el riesgo de acabar cayendo en otro capricho.

Fija un presupuesto

¿Cuánto estás dispuesta a pagar? ¿Cuánto puedes gastar sin echar por tierra tu economía para el resto del mes? Ve a comprar con un presupuesto previo y cíñete a él sin pasarte. Ahorrarás dinero y evitarás las compras impulsivas, ya que no podrás comprar todo lo que te encuentres y tendrás que pensar bien qué productos escoges. Ten en cuenta, además, que en febrero puedes seguir comprando con descuentos mayores, así que no sería mala idea dividir el presupuesto en dos meses para poder volver a comprar algo más adelante.

Invierte en básicos de calidad que puedas utilizar año tras año independientemente de las tendencias. Invierte en básicos de calidad que puedas utilizar año tras año independientemente de las tendencias.

Invierte en básicos de calidad que puedas utilizar año tras año independientemente de las tendencias. / @lovely_pepa

Invierte en básicos

Las rebajas son una gran oportunidad de vestir durante el año por menos y, si las aprovechamos correctamente, podemos obtener clásicos de calidad que podremos utilizar durante mucho tiempo. Por eso es primordial invertir en prendas básicas que no pasan de moda y que puedes ponerte en cualquier temporada, ya que son aquellas a las que conseguirás sacar más partido. 

Compra tu talla

A veces encuentras una prenda a la que le habías echado el ojo tiempo atrás y que estabas deseando comprar... Pero ya no queda tu talla. En ese tipo de situaciones, comprar otra talla es un error, ya que al final acaban siendo prendas que nunca se usan. Lo más común es comprar una talla menor con la esperanza de entrar en ella unos meses más tarde después del ejercicio y la dieta de la operación bikini o tras bajar los excesos de Navidad. Aplícate esta norma cuando vayas de compras en rebajas: si no te queda bien en ese momento, no te lo lleves.

Compra con la mente despejada

Evita salir de compras si hay peligro de que adoptes una mentalidad compulsiva. Si has sufrido adicción a las compras, has tenido un mal día o sueles calmar la ansiedad comprando en exceso, es mejor que no compres nada y esperes a estar más despejada y tranquila. Sal a comprar solo cuando sepas que podrás controlar tus impulsos y echar a la cesta productos que realmente vayas a aprovechar.

Mira bien el precio

No lo niegues: tú también has comprado algo solo porque estaba más barato. Pero, ¿era un buen descuento en realidad? Si vas a comprar algo que no te comprarías normalmente pero quieres lanzarte a la aventura aprovechando los precios bajos, fíjate bien en que el descuento haga que te merezca la pena hacer una inversión dudosa. Lo mejor es que esperes a las últimas rebajas para hacer ese tipo de compras. 

Busca productos de calidad

El periodo de rebajas es el mejor momento para comprar prendas y accesorios de marcas de calidad por el mismo precio que compraríamos algo que solo nos dura una temporada o dos. Quizás sea buena idea plantearte si, en lugar de comprar muchas cosas diferentes con precios muy pequeños, te merece la pena invertir un poco más en comprar menos cantidad pero más calidad. Un bolso que puedas usar durante mucho tiempo, un vestido clásico que puedas llevar con cualquier look ahora y en 5 años, unos zapatos de calidad que calzar durante décadas, un abrigo atemporal para cualquier ocasión, una chaqueta de pelo para todos los inviernos...

Apuesta por prendas y complementos de calidad a los que puedas sacar el máximo partido durante muchos años y cómpralos a precio especial. Apuesta por prendas y complementos de calidad a los que puedas sacar el máximo partido durante muchos años y cómpralos a precio especial.

Apuesta por prendas y complementos de calidad a los que puedas sacar el máximo partido durante muchos años y cómpralos a precio especial. / @bearuma

No caigas con la ropa de fiesta

Resistirse a un precioso vestido de noche o unos zapatos de tacón maravillosos para cualquier ocasión especial puede ser casi imposible, pero es lo más aconsejable, especialmente ahora que encontrarás mucha ropa de las colecciones de fiesta a mejor precio. Evita comprar este tipo de prendas salvo que realmente las necesites o tengas eventos en el horizonte y, en su lugar, utiliza ese dinero para invertir en piezas a las que des un uso cotidiano real.

Conserva siempre el ticket

No te has probado las prendas en la tienda y no te quedan bien, uno de los productos tenía un pequeño defecto que no habías visto, ves lo que has comprado más barato un par de días después o, al llegar a casa, te has arrepentido de haber comprado impulsivamente. Hay mil razones para que conserves siempre todos los tickets y facturas de tus compras. Ten cuidado, porque algunas tiendas tienen políticas especiales de cambios y devoluciones durante las rebajas.

Si compras en tienda física, ve cómoda

Cuando vayas a salir a una sesión de compras intensa, asegúrate de ir cómoda. Ten en cuenta que puedes pasar horas fuera, de pie, pasando de una tienda a otra y que, además, vas a probarte ropa. A veces, ir incómoda o llevar ropa que hace que entrar al probador sea complicado, puede hacer que compres las cosas de forma más impulsiva o que cojas tallas que no sabes si te quedan bien. 

Si compras en tienda online, mídete

Medirse correctamente antes de comprar una prenda online es tan importante como probarse una prenda antes de quitarle la etiqueta. Muchas marcas no ofrecen devolución gratuita si la causa de desistimiento del producto es que has elegido mal tu talla, y es que en todas las webs y apps existe un apartado de guía de tallas en el que explican las medidas al detalle de cada prenda e ilustran cómo medirte correctamente para que no haya errores. Cuando recibas tu paquete, si todo te queda bien, te hará mucha más ilusión.

Evita comprar prendas que no vas a usar o que no son de tu estilo solo porque son tendencia y tienen un precio bajo. Evita comprar prendas que no vas a usar o que no son de tu estilo solo porque son tendencia y tienen un precio bajo.

Evita comprar prendas que no vas a usar o que no son de tu estilo solo porque son tendencia y tienen un precio bajo. / @amixxamiaya

¿Te lo vas a poner?

Esta es la regla de oro de cualquier compra y, cuando las rebajas empiezan, cobra más importancia que nunca. Las rebajas son la época oficial de comprar prendas que normalmente no usamos o que no casan con nuestro estilo personal solo porque tienen un precio muy bajo, y esto siempre termina en arrepentimiento. Seguro que conoces a alguien a quien no le gusta una tendencia concreta, como el animal print, pero que ha caído comprándose algo con estampado de serpiente porque estaba baratísimo. Por poco que te cueste, si no utilizas esa prenda, habrá sido un gasto totalmente inútil. Cuando te plantees comprarte algo, pregúntate a ti misma si te lo vas a poner y si te lo comprarías igualmente si no estuviera de rebajas.

No te lo pienses demasiado

Si, finalmente, encuentras algo que te encanta y tienes claro que lo quieres, no esperes más y llévatelo a casa. Dejarlo en la tienda y esperar pensando que en unas semanas lo encontrarás más barato puede llevarte a una decepción cuando vuelvas pasado un tiempo y no lo encuentres allí. Si algo te gusta de verdad, no lo dudes y añádelo a tu armario en ese momento. Si más tarde lo vuelves a encontrar más barato, siempre tendrás la oportunidad de cambiarlo.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios