Los 1.300 apoyos al Asilo de los Ángeles

Una campaña lanzada en internet logra reunir en una semana cientos de firmas para pedir que Endesa condone la deuda a esta residencia de ancianos benéfica Deben 200.000 euros

Cristina Fernández málaga | Actualizado 29.01.2013 - 01:00
zoom

Una de las residentes del Asilo de los Ángeles, que actualmente atiende a 48 ancianos.

Share
No son tantas como quisieran, pero gracias a un goteo incesante de firmas se han recogido en poco más de una semana 1.300 apoyos a la condonación de la deuda que mantiene el Asilo de los Ángeles con Endesa. Sólo se han utilizado internet y las redes sociales para darle difusión a esta campaña solidaria lanzada por Fernando Rodríguez de Fonseca. El detonante de esta acción fue el embargo de la compañía eléctrica de la subvención que recibe de la Junta por el concierto de las plazas de residencia. Aunque la resolución judicial era por una deuda de 47.000 euros, el asilo debe a la empresa unos 200.000.

Con el dinero embargado y sin novedades en cuanto a un acercamiento con la eléctrica se encuentra actualmente el asilo, según comentó ayer el presidente del Patronato, Luis Plaza. Éste confiaba la pasada semana en volver al principio de acuerdo que cerró con responsables de la empresa antes de que llegase la resolución judicial del embargo. Este acuerdo consistía en un pago aplazado de 5.000 euros al mes, parte para sufragar el gasto eléctrico y el resto para ir saldando la deuda histórica que suma unos 12 años de impagos por parte de la residencia de ancianos.

El Asilo de los Ángeles es la única institución benéfica de Málaga que da cobijo a los ancianos sin recursos ni amparo familiar. Nació en 1860 y vivió casi 150 años de donaciones particulares y de algún acuerdo puntual con instituciones. En 2007 consiguió el convenio con la Junta de Andalucía que les aporta unos 51.000 euros al mes por las 48 plazas que tienen conveniadas actualmente. Con dicho ingreso paralizado, la entidad no garantiza que los trabajadores puedan cobrar sus nóminas y teme que peligre el futuro de este geriátrico.

El impulsor del manifiesto a favor de la condonación asegura que "no les pueden cortar la luz, por no tener que hacerse cargo de una responsabiliad civil si hubiese alguna consecuencia con los ancianos, pero no son solidarios", explicó ayer Rodríguez de Fonseca, que aseguró que antes no les pasaban los recibos del gasto de la luz, "han comenzado cuando llegó la dirección italiana", añadió. Para este defensor del asilo, "los más desfavorecidos tienen que ser los más beneficiados, hay individuos más vulnerables y todos los clientes no pueden ser lo mismo para Endesa". Rodríguez de Fonseca criticó la falta de "responsabilidad social" de una compañía que "las empresas que tienen posiciones casi de monopolio, deberían haber hecho un esfuerzo visible y solidario por mejorar la situación social y no lo han hecho".

La campaña de recogida de firmas continuará hasta finales de febrero. Pretenden alcanzar los 10.000 apoyos. Aunque aún no quieren desvelar nombres propios, ya se han implicado personalidades malagueñas del mundo del deporte, de la universidad y de la sanidad. También del mundo de la empresa, pero a título personal. Rodríguez de Fonseca agradeció todo el esfuerzo y el cariño por la difusión de esta plataforma.
0 comentarios
Normas de uso

Este periódico no se responsabiliza de las opiniones vertidas en esta sección y se reserva el derecho de no publicar los mensajes de contenido ofensivo o discriminatorio.

Nuevo comentario
Publirreportaje

Pie de foto

Cursos gratuitos de Bolsa en Málaga para aprender a invertir

Inversión, espectáculo y aprendizaje a partes iguales. Hanseatic Brokerhouse tiene una propuesta muy interesante para las próximas semanas: 'trading' en vivo, en directo y en más de quince ciudades diferentes, con sesiones el 19 de mayo en Málaga.

Publirreportaje

Organizar una comunión a golpe de 'click'

El vestido, los recordatorios, el local de celebración...la búsqueda en internet es la mejor opción para organizar la Primera Comunión en el menor tiempo y al menor coste.