Alcaldes del PP arremeten contra la gestión del agua y no descartan recurrir la ley

  • Un centenar de regidores del partido en Andalucía se reunieron ayer en el Palacio de Congresos de Torremolinos

Un centenar de alcaldes del PP se reunieron ayer en Torremolinos con motivo de la celebración del Consejo de Alcaldes para debatir sobre cuestiones tan diversas como las políticas de gestión del agua y vivienda andaluzas. El encargado de dirigir el acto fue el presidente del PP-Andalucía, Javier Arenas, el cual durante su intervención se mostró muy crítico sobre las políticas del agua llevadas a cabo en los últimos años por la Junta de Andalucía. Arenas explicó que su partido pretende estudiar la posibilidad de recurrir el anteproyecto de Ley de Gestión Integral del Agua al que calificó "como un despropósito más en las políticas referidas al agua del PSOE": "Esto supondrá el cobro de más impuestos para los ciudadanos, y además poner chinas en el camino para el desarrollo turístico de Andalucía", explicó. El líder popular aseguró que, por ejemplo, no se tiene en cuenta la ocupación de los establecimientos hoteleros a la hora de gravar los impuestos, y aseguró que su grupo está dispuesto a luchar para que se les escuche en el Parlamento Andaluz, Senado, y Congreso, y a través de mociones en los ayuntamientos y en el caso más extremo también "en la calle".

El presidente del Consejo de Alcaldes, Pedro Fernández Montes, se mostró muy crítico con este anteproyecto al que calificó como "una cortina de humo" para cobrar un impuesto autonómico, y aseguró que los ayuntamientos gobernados por el PP "no se van a convertir en recaudadores de la Junta".

Sobre las políticas de vivienda, Arenas argumentó que es necesario que la Junta de Andalucía respete "la autonomía de los ayuntamientos andaluces" y además añadió que es necesario crear una "política urbanística alternativa ya que el 90% del planeamiento local está bloqueado". Fernández Montes pidió que se aligeren los plazos, y en el caso de los superiores a un mes se reduzcan a la mitad, para tener listos planes urbanísticos una vez que empiece a remontar la crisis. Además, Arenas explicó que el próximo día 13 mantendrá una reunión con Chaves a la que asistirá si le conceden dos condiciones; que se le facilite un documento previo con todas las propuestas para salir de la crisis y que no haya fotos ya que según sus palabras "ésta debería realizarse cuando los acuerdos salgan". "Estamos dispuestos a arrimar el hombro, y si Chaves nos deja ayudar haremos todo lo que podamos", argumentó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios