La patronal farmacéutica pide la suspensión de la asignación de farmacias

  • Aprofarma fundamenta su posición en que se han excluido a los boticarios mayores de 65 años · Se adjudicarán 72 oficinas

Hace tres años que la Administración sanitaria inició el proceso para la adjudicación de más de 300 farmacias en toda Andalucía, 72 de ellas en la provincia. La patronal farmacéutica malagueña Aprofarma reclama la suspensión de esas asignaciones con el argumento de que se ha excluido del proceso a los profesionales mayores de 65 años, cuando hay sentencias del Tribunal Constitucional que lo permiten.

De hecho, la patronal farmacéutica a nivel andaluz -Ceofa- impugnó el baremo a través de un contencioso administrativo interpuesto ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía y pidió la suspensión cautelar de esas adjudicaciones; un pleito que aún está pendiente. "Se van a otorgar las nuevas farmacias en base a unos criterios que excluyen a los profesionales mayores de 65 años y que están impugnados", advirtió el presidente de Aprofarma, Alfonso Monllor.

El concurso está concluyendo ya su primera fase en la que los farmacéuticos rurales con más de diez años de trabajo en municipios de menos de mil habitantes han elegido ubicación para sus oficinas de farmacia. En la segunda etapa, que se está iniciando, le toca el turno al resto de los aspirantes en función de los puntos obtenidos por el baremo.

El presidente del Colegio de Farmacéuticos de Málaga, Javier Tudela, apuntó sobre el proceso de adjudicación que en su día, la entidad colegial advirtió a la Administración sanitaria de ciertas deficiencias y de que era lento y engorroso. Sin embargo, el Colegio no lo recurrió, a diferencia de Aprofarma que sí lo impugnó a través de su entidad madre, Ceofa.

Es la primera vez que se hace en Andalucía un proceso para la adjudicación de nuevas farmacias. Málaga es, después de Sevilla, la provincia de la comunidad autónoma en la que se crearán más oficinas de farmacia.

La previsión inicial era que las boticas estuvieran abiertas hacia principios de 2010. Pero las alegaciones e impugnaciones han demorado el proceso. Las 72 nuevas farmacias supondrán un incremento de más del 10% de establecimientos ya que en la actualidad existen 620 en la provincia. La mayoría se abrirán en localidades costeras y en zonas de expansión.

Su apertura es el resultado de la aplicación de la Ley de Ordenación Farmacéutica de Andalucía (LOFA). A diferencia de la anterior normativa -en la que la iniciativa correspondía a los profesionales que buscaban una ubicación en la que no hubiera farmacias próximas y pedían autorización a la Administración sanitaria- ahora es ésta la que ha organizado la red -en función de las necesidades detectadas o a petición de ayuntamientos y entidades locales- y ha sacado el concurso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios