Málaga Costa

Denuncian la presunta apropiación indebida de la marca Wedding Office de Marbella

  • Un fotógrafo asegura que fue registrada en 2014 y que el Ayuntamiento hizo uso de ella en 2016

Miguel Luna y Javier Porcuna. Miguel Luna y Javier Porcuna.

Miguel Luna y Javier Porcuna. / E. M.

Un fotógrafo ha presentado una querella criminal por un posible delito contra la propiedad industrial contra el ex alcalde de Marbella José Bernal, el ex edil de Turismo Javier Porcuna y el ex responsable de dicho área, Miguel Luna, por apropiarse presuntamente de la marca Wedding Office, registrada oficialmente por F. O. M. en el año 2014. En la denuncia, presentada el pasado 20 de enero de 2017, asegura que el proyecto había sido presentado previamente al anterior equipo de gobierno con el objetivo de crear una oficina en donde se prestara apoyo a las parejas interesadas en casarse en la ciudad de Marbella, aportando todo tipo de información necesaria a los cónyuges y organizadores del evento, de forma que también sirviera de promoción de la ciudad. Incluso, asegura en la querella, se llegó a plantear la cesión temporal de la marca por un periodo de tiempo de cuatro años, aunque el acuerdo no llegó a materializarse por escrito.

No obstante, alude que la marca de Marbella Wedding Office fue presentada durante la celebración de la feria internacional de turismo ITB de Berlín de 2016 "sin el conocimiento del auténtico titular de la marca y siendo el creador e ideador del concepto de promoción turística que se presentaba en dicho acto". Posteriormente solicitó a los responsables "que cesaran en el uso de la marca y se abstuvieran de usarla en un futuro", si bien fueron varias las ocasiones en las que se dieron a conocer informaciones relacionadas con la marca desde el Ayuntamiento.

Por su parte, el ex asesor de Turismo Miguel Luna aseguró que una vez fue requerido por el demandante y una vez que los servicios jurídicos del Ayuntamiento comprobaron que se trataba de una marca registrada se cambió el nombre de Wedding Office por Marbela Wedding Department. Al mismo tiempo, aunque reconoció haberse reunido previamente con el querellante, aseguró que "le dijimos que no podíamos hacer eso que él pretendía y que como ayuntamiento podíamos crear ese departamento pero él no podía percibir un beneficio por eso a no ser que fuera a través de un concurso público". Además, incidió, tal y como hizo durante la presentación del proyecto, que "fue una iniciativa mía que se me ocurrió tras varias reuniones con wedding planners en Alemania para hacer de Marbella un destino nupcial".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios