Sustituyen las luces de la Cueva del Tesoro para evitar el mal verde

  • También se han cambiando las barandillas para incrementar la seguridad

El alcalde, Francisco Salado y responsables municipales visitaron ayer la Cueva del Tesoro. El alcalde, Francisco Salado y responsables municipales visitaron ayer la Cueva del Tesoro.

El alcalde, Francisco Salado y responsables municipales visitaron ayer la Cueva del Tesoro. / m.h.

A lo largo de 2013, la Diputación Provincial de Málaga llevó a cabo un proyecto para erradicar el llamado "mal verde" de la Cueva del Tesoro de Rincón de la Victoria. Un biodeterioro derivado de la iluminación artificial que desde entonces no se había tocado en la única gruta de origen marino visitable en Europa. Ayer el Ayuntamiento anunció que había comenzado a sustituir las lámparas por otras de luz blanca que no produzcan estos hongos. "Se está cambiando la iluminación del interior de la gruta con bombillas especiales que no dan calor para combatir el conocido como "mal verde" que afecta las rocas que componen la cueva", explicó el concejal de Cultura, Antonio José Martín (PP.) Estas manchas se producen a a consecuencia de microorganismos que con la luz artificial, realizan la fotosíntesis y se desarrollan sobre las rocas erosionándolas. El proyecto desarrollado por la institución provincial que tuvo un coste de 75.000 euros fue llevado a cabo por expertos del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).

Sobre las mejoras que se han ejecutado ahora, Martín también destacó la sustitución de las barandillas y pasamanos que ahora incluyen luces que apuntan al suelo "para incrementar la seguridad de los visitantes". El edil de Cultura explicó que el cambio de estas estructuras localizadas en todo el recorrido del interior de la cueva, "era una actuación necesaria y urgente dado el mal estado en el que éstas se encontraban por la fuerte presencia de humedad y salinidad ambiental". "El mobiliario no contaba con la estabilidad y la resistencia necesaria, una situación que viene de años atrás", añadió.

Concretamente, se han sustituido 170 metros lineales de barandillas por otras constituidas de un tipo de material especial, que garantiza una mayor resistencia mecánica, no requiere de mantenimiento, e incluyen iluminación. Por su parte, el alcalde, Francisco Salado (PP) que visitó ayer los trabajos comentó que "la importancia de estas acciones que contribuyen a conservar el BIC en un estado correcto y a garantizar la seguridad y accesibilidad necesarias para que los visitantes puedan disfrutar de este espacio natural".

El regidor también señaló que "desde el Ayuntamiento se seguirán llevando a cabo actuaciones para impulsar y promocionar La Cueva del Tesoro, un patrimonio natural y único en Europa con estas características, del que tenemos la suerte de contar en nuestro municipio".

Las acciones de mejora en La Cueva del Tesoro han sido ejecutadas por la empresa Studio S por 48.736,64 euros. La Cueva del Tesoro está compuesta por un complejo subterráneo de salas y galerías conocidas como: Sala de la Virgen, Sala de Los Lagos, Sala de Marco Craso, Sala de la Diosa Noctiluca y Sala del Águila, con una superficie total de 2.795 metros cuadrados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios