Reconocimiento

El Rey: "El arte nos hace más libres y la cultura fortalece la sociedad"

  • Los Reyes presidieron ayer en el Centro Pompidou el acto de entrega de las Medallas de Oro al mérito de las Bellas Artes

  • Felipe VI reclamó en su discurso la continuidad del museo en Málaga "por muchos años"

Bajo el imponente colorido del cuadro Hace cien años (2001), del artista británico Peter Doig, el acto de entrega de las Medallas de Oro al mérito de las Bellas Artes tuvo lugar ayer en el Centro Pompidou Málaga con la presencia de una amplia representación de la vida cultural y política de Málaga y Andalucía con un mensaje común y bien explícito: la reivindicación de la cultura como elemento de cohesión y desarrollo. Bajo la presidencia de los Reyes de España, Don Felipe y Doña Letizia, el encuentro sirvió así de escaparate para el talento nacional en sus diversas manifestaciones. La Fundación Duques de Soria de Ciencias y Cultura Hispánica, el diseñador industrial Miguel Milà, el diseñador de moda Lorenzo Caprile, el bailaor y coreógrafo Rafael Amargo, el guitarrista José Fernández Tomatito, la pianista Martha Argerich, la arpista María Rosa Calvo-Manzano, el torero Julián López El Juli, el Orfeón Pamplonés, el cocinero Pedro Subijana, la actriz y directora Magüi Mira, el actor José Coronado, la poeta Julia Uceda, el editor Manuel Borrás, la directora de la Compañía Nacional de Teatro Clásico, Helena Pimenta; el fundador de la Asociación Guerediaga, promotor y editor Leopoldo Zugaza; y el director del Festival de Jazz de San Sebastián, Miguel Martín, recogieron sus Medallas en el acto, donde también se reconoció al ex director del Metropolitan Museum of Art de Nueva York, Philippe de Montebello; la cantante Gloria Estefan y el actor Ricardo Darín, quienes no acudieron a recoger el galardón (y quienes han enviado a su vez a respectivos delegados para hacerlo en su nombre). También se concedió la Medalla de Oro a título póstumo a José Iranzo Pastor de Andorra, considerado el mejor jotero de la historia. Todos los condecorados presentes compartieron una cena en la noche del lunes en el Palacio de la Aduana, sede del Museo de Málaga, donde ya tuvieron una primera oportunidad para compartir sus impresiones al respecto.

Conforme iban llegando los premiados, el gentío se agolpaba a las puertas del Centro Pompidou a la espera de los Reyes, quienes llegaron puntualmente y se prestaron a los saludos, apretones de manos y selfies habituales. Ya en el interior esperaban tanto los premiados como autoridades como la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz; el ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo; el presidente del PP andaluz, Juan Manuel Moreno Bonilla; el presidente de la Diputación provincial, Elías Bendodo; y el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, entre muchos otros, además de artistas y promotores culturales.

El Rey citó a lo largo de su discurso a Manuel Alcántara, Muñoz Rojas y María Zambrano

En las distintas intervenciones cundieron las referencias a la proyección cultural de Málaga. Así, el Rey Felipe VI, que incluyó en su discurso citas de los escritores malagueños Manuel Alcántara ("Soñar con alegría a la sombra de una barca"), María Zambrano ("La cultura es el despertar del hombre; la acción de preguntar supone la aparición de la conciencia") y José Antonio Muñoz Rojas ("Con la eterna intemporalidad de los hechos"), afirmó: "Málaga esconde una admirable paradoja: la de ser una de las ciudades más antiguas de Europa y al tiempo una de las ciudades más modernas". Y continuó: "Es el Conjunto Histórico malagueño, huella de lejanas civilizaciones, y es esa puerta siempre abierta al futuro, Ciudad de la Ciencia y de la Innovación. Es el Mediterráneo y la tradición, historia y cultura.

Y es, en definitiva, el cerro de Gibralfaro: vivir de cara al mar desde la más lejana Historia, un mar que es símbolo de su apertura al mundo". Especialmente significativa ha sido, aprovechando su presencia en el Centro Pompidou Málaga, la petición expresa a los responsables del Centre Pompidou de París (presentes en la gala) para la continuidad del museo en la ciudad: "No quisiera importunar, pero esperamos y deseamos que continúe el vínculo del Pompidou con Málaga, Andalucía y España, y que ese deseo no se quede en una mera utopía moderna [en referencia a la actual colección artística del centro], sino en una bella realidad por muchos años más". Ya de manera más amplia, y con la mirada puesta en el asunto territorial, el Rey resultó determinante al asegurar que "el arte nos hace más libres al tiempo que la cultura nos debe hacer más fuertes como sociedad, como sabemos bien los españoles, que sumamos tantos siglos de Historia compartida y tan larga tradición de historia artística y cultural en común, dentro de la diversidad que también caracteriza a nuestro país".

Íñigo Méndez de Vigo, que presentó a todos los premiados, subrayó que Málaga "ha sabido reescribirse: con decisión y vocación ha apostado sin ambages por la pintura y la escultura, dos de las más nobles entre las Bellas Artes, para convertirse en la capital europea de los museos".

Susana Díaz adoptó un tono singularmente constitucionalista y se refirió expresamente al 40 aniversario de la Carta Magna como contexto del desarrollo cultural de España; tuvo palabras especiales para Julia Uceda y recordó "la apuesta ganadora de Málaga por la cultura como motor que alimenta su economía" y celebró el carácter de Andalucía como "tierra rica en creatividad e ingenio, contra la que no puede ninguna crisis", aunque destacó también las "dificultades" que afrontan generalmente los creadores y trabajadores de la cultura "para hacernos llegar a todos el fruto de su esfuerzo". El alcalde, Francisco de la Torre, dio la bienvenida agradeció a los Reyes su comparecencia en un acto "que proyecta a Málaga en el mundo como faro de la cultura".

El actor José Coronado, que habló en nombre de los premiados, también incidió en la idea de que Málaga "se ha convertido en uno de los referentes culturales de España" y en representación de sus compañeros afirmó: "Tenemos la obligación, cada uno desde su rincón, de construir una sociedad más sana y más justa", antes de pedir al ministro "buenas noticias para el cine español y para toda España en este 2018" en referencia a la bajada del IVA para el sector. Y la nave, quién lo diría con este tiempo, va.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios