Rubalcaba difiere de Chacón en el modelo de financiación autonómica

  • La ex ministra dice que los "ingresos de las comunidades de régimen común se deben ir acercando a los ingresos del régimen foral" · El aspirante mantiene que es imposible, y que empobrecería a las comunidades menos ricas

Comentarios 13

Puede que ambos defiendan lo mismo, pero en los detalles anda el diablo, y los dos candidatos a la Secretaría General del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba y Carme Chacón, difirieron ayer sobre el modelo de financiación autonómica. Chacón aseguró en una entrevista en Canal Sur Televisión, a preguntas de un periodista del Grupo Joly, que su propuesta de financiación autonómica es la actual y que, por tanto, rechaza la de Convergència i Unió, que es la de un modelo de concierto, por el que la comunidad recauda y gestiona todos los impuestos que se pagan en su territorio y entrega a la Administración central un cupo. Esta cantidad pactada, como en el caso del País Vasco, cubre aquellas materias no transferidas o que son propias del Estado y que éste ejerce en la zona. Sin embargo, la candidata socialista indicó que, para cuando este sistema se revise en el año 2013, "lo que queremos es que se vayan acercando los ingresos de las comunidades de régimen común, como Cataluña o Andalucía, a los ingresos de las de régimen foral". Pero Alfredo Pérez Rubalcaba, el otro candidato en liza, mantuvo ayer, después de una rueda de prensa que ofreció en el Congreso, que esto es imposible porque si las comunidades más ricas van igualando sus ingresos a lo que recaudan, como también harían las otras, el sistema iría en detrimento de las menos favorecidas, "caso de Extremadura", dijo.

Rubalcaba fue preguntado en Madrid a raíz de las declaraciones de Chacón en la televisión andaluza y después de que ésta publicase una Carta al Director en este diario el viernes pasado en la que defendía que ella se había opuesto con "uñas y dientes" a un cupo exclusivo para Cataluña, como el del País Vasco y Navarra, las dos comunidades de régimen foral.

"Si la propuesta es que los ingresos fiscales de las comunidades autónomas sean los que corresponden por concierto, la respuesta es clara: eso o lleva a la ruina del Estado o lleva a la ruina a las comunidades autónomas". "No estoy de acuerdo", agregó. A juicio de Rubalcaba, "el cupo [para todas las comunidades] en España no es posible". "El cupo es para quien es rico, para quien no es rico es fatal", añadió. Y se preguntó cómo se pagarían la sanidad y la educación en una comunidad autónoma como Andalucía. Estas declaraciones las realizó Pérez Rubalcaba poco después de una comparecencia parlamentaria como presidente del Grupo Socialista en el Congreso que causó extrañeza en el equipo de Chacón.

El problema de fondo ha sido la negociación que el Partido de los Socialistas Catalanes (PSC) inició el martes pasado con CiU, y lo que la formación a la que pertenece Chacón ha ido defendiendo a lo largo de estos años. En la pasada campaña electoral, la que concluyó con las generales del 20-N, el PSC defendió un modelo de pacto fiscal "real y federal" que reconociera el "esfuerzo" de cada comunidad a la vez que garantizaba la solidaridad interterritorial. La carta publicada por Carme Chacón en este diario fue minimizada por el secretario de Acción Política del PSC, al calificarla de "coyuntural".

El PSC no rechaza de plano las demandas de CiU si bien sí se opone, como verbaliza Carme Chacón, a un sistema igual al del País Vasco y Navarra. El Parlamento catalán votará en los próximos meses las conclusiones de una comisión creada para estudiar el pacto fiscal, aunque el PSC no ha definido su posición. La carta al director de Chacón en este diario sí ha creado cierto malestar en el seno del PSC, a la vez que la candidata negó en Canal Sur Televisión que defienda posturas distintas. Su oposición al cupo exclusivo es de "ayer, de hoy y en privado". Chacón negó que su condición de militante del PSC sea un obstáculo para liderar el PSOE, y es que ambos son partidos diferentes, aunque unidos por un acuerdo de cooperación. Los rubalcabistas mantienen, sin embargo, que Rubalcaba nunca podría ser el secretario general del PSC y, al revés, sí.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios