Ecuador de sonrisa y lágrima

  • La disputa de la jornada extraviada marca el fin de la primera vuelta, momento para hacer balance y revisar los objetivos iniciales · El Barça, entre los que no los cumplen

Con la disputa de la jornada extraviada, eso de cómo pasa el tiempo se piensa ya en todos los clubes de la Liga BBVA, campeonato que llegó al ecuador de su desarrollo, un momento idóneo para hacer reflexión, rebuscar en los bolsillos y poner todos los papeles encima de la mesa. Nunca la primera jornada del calendario sirvió para poner fin a la primera vuelta, pero esto es el fútbol español, en el que todo es posible.

Todos hacen balance en función de los objetivos marcados a principios de temporada y la verdad es que se repasa la tabla y se encuentran más descontentos que caras sonrientes. Ni en el Real Madrid, que los cumple a día de hoy por encima -cinco puntos- de su gran rival por el título hay felicidad y tranquilidad. Sólo el Levante se considera a sí mismo un privilegiado, al Valencia le pasa tres cuartos de lo mismo que al Madrid, que cumple con su objetivo pero no tiene a nadie contento; y descalabros sonados aparecen en Villarreal o en Zaragoza.

Es la Liga de la estrellas, pero es que las estrellas son así de caprichosas. Aparecen dos grupos claramente definidos por la frontera de los objetivos que se marcan a comienzos de temporada y lo que a día de hoy han conseguido.

Los que cumplen

Real Madrid (1º, 49 puntos). En circunstancias normales y de acuerdo con las temporadas precedentes, sacarle 5 puntos al Barça es motivo suficiente para estar en una nube, pero Mourinho, la Copa... todo es tensión en la casa blanca.

Valencia (3º, 35). Su rol lo tenía claro desde el inicio, convertirse en la tercera potencia tras los grandes. De momento, lo logra y, encima, todos sus rivales fallaron.

Levante (4º, 31). Es la sensación de la Liga. En una vuelta ha sumado casi los puntos que necesitaba para salvarse, su objetivo real. Fue líder en muchas jornadas y entre otras cosas, le ganó al Madrid.

Espanyol (5º, 28). Con poquísimos recursos, la valentía de Pochettino ofrece el premio de la posición de un equipo plagado de canteranos y al que siguen cada domingo una legión de ojeadores. Ocupa plaza europea y firmaba no pasar apuros clasificatorios.

Osasuna (6º 27). Otro caso digno de elogio. La labor de Mendilibar en un club con presupuesto tradicionalmente modesto iguala las sensaciones en el Reyno de Navarra a las mejores de su historia. Muerde en cada partido.

Athletic (7º, 26). Hubo dudas, pero el proyecto Bielsa progresa tanto en la forma como en el fondo. Está fuera de la zona europea, pero muy cerca y con buenas vibraciones.

Getafe (11º, 24). Aunque tiene una plantilla apañada gracias a la imaginación de Ángel Torres, no se le puede pedir más. Además, le costó muchísimo arrancar.

Betis (12º, 23). Dientes de sierra y muy afilados. Comenzó como un tiro el equipo de Mel, un recién ascendido -no se olvide- pasó por un bache gravísimo (1 punto de 30) y logró alcanzar el equilibrio tras confiar en el madrileño.

Rayo Vallecano (13º, 22). Llamado a pasar apuros para no volver a caer a Segunda, mantiene el pulso con presupuestos mucho mayores.

Los que no cumplen

Barcelona (2º, 44). Aunque su juego sigue siendo espectacular y mantiene la paz en club y vestuario, estar 5 puntos por debajo del Madrid no estaba en el guión.

Atlético (8º, 26). A fuerza de talonario (el paradigma es Falcao) quiere la Champions a toda costa, pero perdió mucho tiempo con Manzano. Con Simeone parece reaccionar, pero aún está lejos.

Sevilla (9º, 26). Los fantasmas de los títulos aún atraviesan los muros del Pizjuán y el proyecto puesto en manos de Marcelino no convence. Una vez fue alternativa a la Liga, luego a la Champions, su objetivo .

Málaga (10º, 25). Uno de los fracasos más sonados. El club con más gasto (más de 100 millones), con el que el jeque prometía dar mucha guerra arriba. De hablar de Champions a mitad de tabla.

Mallorca (14º, 22). Tuvo que cambiar de entrenador y Caparrós, desde un estilo distinto a Laudrup, trata de revitalizar el fútbol en la isla.

Real Sociedad (15º, 21). El proyecto francés con Montanier pasó por momentos límite en Anoeta.

Racing (16º, 21). El intento con Cúper pasó a mejor vida y el triunvirato parece surtir efecto, pero hay problemas económicos.

Villarreal (17º, 19). Es la gran decepción. Tras años viviendo entre los cuatro primeros, se ve en serios aprietos. Graves lesiones, cese de Garrido... Un cuadro.

Granada (18º, 19). El domingo echó a Fabri y cayó ayer a descenso.

Sporting (19º, 18). Se sabía que iba a sufrir, pero está muy abajo.

Zaragoza (20º, 12). Asido al clavo ardiendo de Jiménez, un osado al acudir al rescate de un equipo descolgado y casi desahuciado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios