Fondos vacíos hasta el descanso como protesta

  • La grada de animación y 'Malakas' entraron para el segundo tiempo y cantaron contra Tebas

Es época convulsa en las gradas del fútbol español. A raíz del asesinato de un hincha del Deportivo en las cercanías del Calderón hace dos meses se han puesto en marcha diversos protocolos de actuación, informes de las distintas organizaciones. Todo en medio de esa guerra de celos entre la Liga de Fútbol Profesional, la Federación Española y el Consejo Superior de Deportes.

Recientemente, la Policía Nacional, a instancias de la LFP, ha clausurado los cuartos que tenían a disposición los grupos de animación de los distintos clubes en el interior de los estadios. Así se ha producido también en La Rosaleda, donde la Grada de Animación y Malaka Hinchas tenían su hueco para guardar pancartas, banderas y demás material de animación. La medida sentó mal en estos grupos y la medida de protesta que idearon es entrar ayer al partido al descanso del mismo. Durante la primera parte del encuentro las partes centrales de los dos fondos estuvieron vacías y los decibelios fueron algo más bajos de los habituales, pero aun así La Rosaleda vibró con el gran juego de su equipo.

En el descanso sí se poblaron como habitualmente las gradas y los cánticos de "Tebas, vete ya", "Animación sin represión" y "Somos hinchas, no delincuentes" fueron continuos. Especialmente intensos contra el presidente de la LFP, principal azote.

Recientemete, los informadores de la LFP consignaron en el partido ante el Villarreal algunos cánticos ofensivos en el estadio de Martiricos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios