Francia avanza en medio del vértigo

  • Pogba derribó el muro de una Nigeria que tuvo sus opciones

Francia se clasificó para los cuartos de final del Mundial al vencer 2-0 a Nigeria en un duelo vertiginoso que se decidió en los minutos finales. La selección de Didier Deschamps dio una lección de paciencia ante Nigeria y su portero Vincent Enyeama, que después de salvar varias ocasiones a lo largo del encuentro propició el 1-0 de los bleus con un error en una salida.

Paul Pogba adelantó de cabeza en el minuto 79 a los franceses y Joseph Yobo, con un gol en propia meta, sentenció el encuentro en el descuento. Francia no mostró el fútbol arrollador con que deslumbró en las dos primeras jornadas del Mundial, pero supo esperar su oportunidad. Nigeria, por su parte, se quedó por tercera vez en su historia a las puertas de los cuartos de final de un Mundial pese a su planteamiento valiente.

El seleccionador galo, Didier Deschamps, optó por sacar a su pareja de delanteros, Benzema y Giroud, pero su apuesta por la pólvora provocó que el medio del campo se resintiera en la creación.

Tras un inicio más bien lento, el partido adquirió una velocidad que fue en aumento a lo largo de la primera parte. La primera oportunidad clara fue para Francia, cuando Benzema, caído a la banda, asistió a Giroud. El disparo del delantero se marchó muy desviado.

Nigeria, que llegó al duelo después de una semana de disputas internas por las primas de los jugadores, propuso de nuevo un fútbol con más corazón y físico que orden. Y a punto estuvo de marcharse al descanso con ventaja.

Emenike probó suerte con una falta, pero lanzó con más potencia que control. Apenas unos minutos después, Emenike volvió a ser protagonista. El delantero mandó a las redes de Hugo Lloris un centro de Ahmed Musa, pero la alegría duró un instante hasta que el asistente señaló fuera de juego.

La mejor jugada de la primera mitad legó en el minuto 22. Pogba galopó desde el medio del campo hasta el área rival, cedió a la derecha a Valbuena y recibió de nuevo la pelota en el punto de penalti, desde donde fusiló de volea a las manos de Enyeama.

La segunda parte comenzó con un ritmo muy diferente debido a un balonazo que recibió Varane en la cabeza y una dura entrada de Matuidi al tobillo de Ogenyi Onazi, que se tuvo que marchar lesionado. Matuidi, que vio la amarilla, bien podría haber visto la roja.

Deschamps movió pieza en el minuto 62 al sacar a Griezmann por Giroud. Sin embargo, la ocasión siguiente fue para Odemwingie, delantero de una Nigeria cada vez más anárquica y peligrosa.

El minuto 70 pudo ser decisivo, pero Enyeama tapó un mano a mano de Benzema antes de que Moses sacara el rechace sobre la misma línea de gol. A partir de ese momento, Francia tomó la iniciativa del duelo y avasalló la meta de Nigeria: primero con Benzema, luego con un potente disparo de Cabaye que se estrelló en el larguero y después con un testarazo del delantero del Real Madrid.

El gol parecía ser sólo cuestión de minutos. Pero no tardó ni eso. El despeje de Enyeama se marchó a córner. El meta salió mal a despejar el centro y permitió a Pogba rematar casi a placer.

Enyeama no pareció desanimarse y salvó el 2-0 con una gran estirada a tiro de Griezmann. Pero los de Deschamps despejaron cualquier duda de la victoria con un nuevo córner. Esta vez Benzema sacó en corto para Valbuena, que centró buscando a Griezmann. El balón llegó a los pies de Yobo, que al intentar despejar mandó la pelota al fondo de las redes y certificó la victoria bleu.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios