Heridas abiertas entre el Barça y los Neymar

  • El padre del brasileño dice que "con la actitud del club" cambió su visión

El padre del futbolista Neymar, que ayer no pudo debutar con el Paris Saint-Germain por no tener aún su tránsfer internacional, aseguró que fue la "actitud" del Barcelona lo que lo llevó a dejar de intentar convencer a su hijo para que se quedara en el club azulgrana.

Las heridas que dejó el millonario traspaso del futbolista brasileño en la relación entre los dirigentes azulgranas y el entorno del jugador siguen abiertas. Su padre y representante dijo de madrugada en una entrevista en la emisora COPE que él estaba con el Barcelona cuando su hijo comenzó a meditar su salida, pero el curso de las negociaciones le hizo cambiar de opinión.

"Yo estaba del lado del Barcelona, intentando convencer a Neymar para que se quedara, pero con la actitud que tomó la directiva cambié de opinión", dijo Neymar padre, quien agregó: "Si ellos no respetan lo que hablan, yo tampoco voy a respetar lo que escriben. El Barcelona tiene que hacer lo que crea, pero sé lo que hablamos y puedo mirar a los ojos de cada uno. Sé lo que nos dijimos".

Neymar Sénior, muchas veces señalado por su influencia en las decisiones del jugador, reforzó de esta forma la versión que su hijo transmitió en su carta de despedida el jueves, cuando dijo que se marchaba pese a la opinión contraria de su padre.

"Estaba en el lugar que deseaba, estaba en zona de confort, pero ha escuchado a las personas que quería escuchar y ha aceptado este desafío. Tenía el derecho de elegir. Hemos esperado el tiempo suficiente para escoger. Cuando volvió de China tomó la decisión y así se lo comunicamos al Barcelona", aseguró el progenitor del brasileño, que se ha convertido en el fichaje más caro de la historia del fútbol.

Mientras tanto, Neymar finalmente se quedó sin poder debutar con el PSG al no llegar el tránsfer del jugador a tiempo para su inscripción en la liga francesa (LFP), que enfrentó en su primera jornada a los parisinos con el Amiens en un Parque de los Príncipes que estaba deseoso de recibir a su nueva estrella.

Según informó el diario L'Equipe, era necesario que el documento llegara a las oficinas de la LFP antes de la medianoche del viernes, algo que no sucedió.

Esa tardanza del Barcelona en hacer el envío, que impidió el esperado estreno, se podría interpretar como una pequeña revancha del equipo español ante la pérdida del brasileño, más aún si las relaciones no terminaron de la mejor forma tal y como confirmó el propio padre de Neymar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios