El Spartak culpa a la prensa y a los radicales del Athletic de los incidentes

  • El vicepresidente del club recuerda que en el partido de ida en Moscú no hubo problemas

  • Los nueve detenidos han quedado en libertad con cargos

Aficionados del Spartak de Moscú detrás de una barricada antes del partido Aficionados del Spartak de Moscú detrás de una barricada antes del partido

Aficionados del Spartak de Moscú detrás de una barricada antes del partido / EFE

Comentarios 3

El vicepresidente del Spartak de Moscú, Nail Izmáilov, acusó a la prensa española y a los aficionados radicales del Athletic de provocar los incidentes violentos en Bilbao.

"Sabíamos desde el principio que no seríamos bien recibidos en Bilbao. Primero fueron las publicaciones en la prensa sobre los (violentos) aficionados del Spartak, luego las marchas de los radicales locales y las fuertes medidas de seguridad. Estaba claro que habría provocaciones", dijo Izmaílov a la prensa rusa.

Descargó de culpa a los aficionados de su equipo al señalar que estos lo único que hicieron fue defenderse."Cuando te atacan, te ves forzado a defenderte", subrayó el número dos del club moscovita. Y para justificar sus argumentos, recordó que en el partido de ida disputado entre el Athletic y el Spartak en Moscú, no hubo ningún incidente.

En libertad con cargos los nueve detenidos

Los nueves detenidos este jueves en Bilbao durante los incidentes han quedado en libertad con cargos tras declarar ante el juez de Guardia de Bilbao. Según han informado fuentes del departamento de Seguridad del Gobierno Vasco, los nueve arrestados -cinco vascos, tres rusos y un polaco-, fueron puestos a disposición judicial a lo largo del día de este viernes.

Los primeros detenidos en pasar por los juzgados de Bilbao fueron los cuatro extranjeros: tres rusos, de entre 27 y 37 años, y un polaco, de 30 años. Posteriormente, la Ertzaintza llevó ante el juez a los cinco vascos, todos ellos con edades de entre 20 y 25 años.

El juez de Guardia decidió dejarlos en libertad a todos ellos, aunque con cargos por delitos de desórdenes públicos y riña tumultuaria, y en el caso de los tres rusos y el polaco también de otro delito de atentado a agentes de la autoridad.

Los nueve fueron arrestados durante los graves incidentes una hora antes del partido en los aledaños del estadio de San Mamés, en los que falleció un ertzaina debido a una parada cardiorrespiratoria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios