Sergio Scariolo discutirá el proyecto deportivo con el club

  • El entrenador valorará en primera persona y sin intermediarios la propuesta baloncestística de la entidad, que llegará en breve, para, en caso de conformidad, negociar después el aspecto económico

Las vías de contacto entre el Unicaja y Sergio Scariolo para la renovación del técnico italiano permanecen abiertas. Aunque la unanimidad en la cúpula directiva no es total en la creencia de que la continuidad del técnico de Brescia sea lo mejor para el proyecto, la corriente a favor de, cuanto menos, darle prioridad en la hipotética lista de ocupantes del banquillo se ha impuesto. Otro asunto es que haya final feliz, porque las negociaciones no serán cuestión de días.

Desde el Consejo se contactó con Higinio Alonso, representante de Scariolo, para comunicarle la intención del club de seguir contando con el actual entrenador. El proceso, sin embargo, comienza con la discusión del proyecto deportivo que se prepara. Como ya ha declarado repetidamente el propio presidente, Francisco de Paula Molina, pasa por un mayor protagonismo de la cantera, factor en el que jugará su peso el futuro del Clínicas Rincón. Si ascendiera a LEB Oro, se podría reunificar ahí a todas las promesas bajo la tutela del club, que estarían más preparadas para dar el salto al primer equipo al reducirse el escalón.

En esta vertiente es el propio Scariolo quien conversará sin intermediarios y directamente con el Unicaja. Para los asuntos económicos y logísticos del contrato quedará Higinio Alonso, pero la valoración deportiva del proyecto depende única y exclusivamente de Scariolo, que insiste en la necesidad de poner pronto los primeros pilares del próximo proyecto y definir quién lo formará, puesto que el mercado al más alto nivel europeo entra en ebullición nada más acabar la Final Four. Allí, en Madrid, estuvo ayer su agente, Higinio Alonso, y allí estará hoy Sergio Scariolo, dentro de una prestigiosa charla conmemorativa del 50 aniversario de las competiciones europeas. Tendrá una oportunidad de comprobar cómo se respira en la élite del baloncesto europeo. Como se experimentó en carne propia en Atenas, el hall del hotel de la organización es un hervidero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios