Una competición para las futuras estrellas del baloncesto mundial

MUCHOS han sido los jugadores que han pasado por las once ediciones que se han disputado hasta ahora de la Minicopa. Por edad, un jugador que compitiese en este torneo de equipos infantiles podría tardar cinco años en debutar en Liga Endesa, si lo hiciese con 18. En ese sentido, hasta la edición de la temporada pasada habían sido 32 jugadores los que completaron ese paso, por lo que ya se puede afirmar que este es el torneo de las futuras estrellas. Y no sólo de estrellas nacionales, lo lógico es pensar que muchas de estas promesas serán importantes en el futuro del baloncesto mundial.

El año del estreno de la Minicopa, que se produjo en la edición que tuvo lugar en Sevilla en 2004, tuvo una estrella en particular: Ricky Rubio. El base de aquel Joventut llevó a su equipo a la conquista del titulo con unos números extraordinarios: 20,8 puntos de media y 31,3 de valoración. En aquel momento, el actual jugador de los Timberwolves tenía 13 años. Tan sólo hubo que esperar dos temporadas para que la ACB viera el debut del que hasta la fecha ha sido el jugador más joven en jugar en la Liga Endesa.

Pero el jugador nacido en el Masnou no ha sido el único en disputar este torneo y debutar posteriormente en la ACB. Hasta 32 jugadores han logrado debutar en la Liga Endesa habiendo disputado anteriormente la Minicopa.

Por este motivo, la ilusión de los jugadores del equipo infantil cajista es máxima. "Todos los chicos son superconscientes de los jugadores que han pasado por la Minicopa, lo estudian al mínimo detalle mejor que yo seguro. Para ellos es una ilusión tremenda la que les hace participar en este torneo", explica Manuel Bazán, entrenador del infantil del Unicaja que disputará a partir del viernes el torneo.

Con estos precedentes es probable que muchos de los jugadores que pisen el parqué de esta torneo infantil nacional estén disputando dentro de unos años la misma competición. En el Unicaja, Pepe Pozas, Luis Conde, Alberto Díaz y Domantas Sabonis jugaron esta competición y después disputaron algún partido oficial con la camiseta verde. Los participantes este año se miran en aquel espejo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios