"Una condición mental inadecuada"

  • Scariolo vuelve a incidir en los problemas de concentración como explicación para la derrota cajista

En la pequeña sala de prensa del Nou Congost, Scariolo repite la retahíla después de las derrotas a domicilio. Considera que su equipo no acaba de superar la diferencia de rendimiento que existe entre los duelos en el Martín Carpena y los de fuera de Málaga, a pesar de buenas victorias como las cosechadas en Fuenlabrada o Zagreb recientemente. El técnico italiano admitió la superioridad del equipo manresano y su buena respuesta a los últimos arreones del Unicaja: "Hay que felicitar al Ricoh Manresa por la intensidad que ha puesto durante 40 minutos y por haber sabido mantener la tranquilidad en los momentos de dificultad en el marcador, cuando la dinámica del encuentro parecía positiva para nosotros. Ellos han sabido contener nuestros esfuerzos de manera admirable".

Scariolo incidió en los problemas mentales de su equipo cuando no juega en casa: "Repito un análisis ya visto que tenemos que volver repetir. El equipo tiene una condición mental inadecuada para ganar fuera de casa que se refleja en un rendimiento defensivo circunstancialmente muy flojo y en un nivel de control de la disciplina y el orden ofensivo muy bajo. Jugamos descabezados en muchas posesiones y eso en los partidos de casa puede llegar hasta a funcionar, pero fuera normalmente no funciona nunca. Son problemas que ya conocemos, también las soluciones. Desde luego, la diferencia de rendimiento entre casa y fuera, individual y colectivo, como suma, nos preocupa bastante, es un problema muy serio. Si queremos dar el paso de buen a gran equipo es algo que tenemos que corregir urgentemente. Debemos tener otra cara, otra actitud, otra personalidad, para que no te quiten el rebote o te metan en el último segundo de la posesión una canasta. Nuestro sistema, nuestro baloncesto es el mismo en casa que fuera. Y en Málaga jugamos muy bien y hemos ganado con amplitud habitualmente los últimos partidos. Así que el problema es algo mental. ¿Soluciones? Que cada uno se conciencie al máximo de lo que puede hacer. Si no hay un liderazgo superior de un jugador concreto, que no lo tenemos, todos podemos mejorar la concentración y ampliar la capacidad para mejorar en ese aspecto mental".

Un año más, el Unicaja se jugará el acceso a la Copa del Rey en la última jornada de la primera vuelta. "El problema no es la Copa, que evidentemente no deja de ser importante y es la cuestión de fondo, pero el asunto es que nos debemos dar cuenta de que para ganar un partido fuera de casa, ya sea aquí o en Tel Aviv, cada uno no debe necesitar el tutor para salir y sacar adelante el partido, sino que cada uno debe ser el tutor de uno mismo. Todos debemos remar en la misma dirección, tomar decisiones y hacer las cosas adecuadas cuando hay presión, cuando hay un rival que está a un buen nivel. Son cosas vistas y oídas. A ver si el siguiente encuentro podemos poner en práctica todo lo que hablamos. Estoy preocupado por el rendimiento de mi equipo fuera de casa. Si la tónica es de ambición relativa estamos para cumplir los objetivos. Pero para superar a los que tienen objetivamente más potencial, tenemos que tener una preparación mental mucho mejor en los partidos fuera de casa", remató el técnico italiano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios