El espíritu de Quini devuelve al Sporting a la senda del triunfo

El homenaje brindado por la afición del Sporting al jugador más emblemático de su historia, Enrique Castro Quini, convaleciente de una operación quirúrgica, devolvió ayer a los gijoneses a la senda de la victoria ante un Xerez que apenas inquietó la portería local.

El conjunto visitante salió al campo mejor plantado que un Sporting atenazado por una mala racha de resultados: 15 puntos en otros tantos partidos y a no ganar en su estadio desde mediados de diciembre, lo que lo había dejado fuera de las posiciones de ascenso.

Los andaluces impusieron su ritmo en la primera fase del encuentro, pero, a partir del minuto 30, el Sporting empezó a dominar el partido y acumuló cuatro ocasiones consecutivas antes de adelantarse en el marcador con un tanto de Bilic, que aprovechó un balón que quedó suelto en el área.

La endeblez defensiva del Xerez volvió a ponerse de manifiesto en un nuevo balón parado que Kike Mateo envió a la red de cabeza completamente solo. En la segunda mitad el Sporting se limitó a defender y el Xerez a errar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios