unicaja

La hoja de ruta se desvela

  • Panathinaikos o CSKA acompañarán al Unicaja en el 'Top 16' y se espera eludir en el sorteo de esta mañana a AXA Barcelona y Olympiacos para no configurar un grupo excesivamente complicado

Comentarios 0

Los focos de atención se bifurcan con la llegada de febrero. El parón en la ACB coincide con el sorteo para el Top 16 mientras los equipos están en capilla para la Copa del Rey, la semana más especial del baloncesto patrio. Mientras los jugadores reciben terapia en Incosol, esta mañana se desvelará la hoja de ruta que tendrá el Unicaja en la segunda fase de la Euroliga, que se alargará entre el 13 de febrero y el 20 de marzo. Scariolo y su cuerpo técnico devoran vídeos del Tau y buscan un antídoto para Rakocevic, pero esta mañana tendrán un ojo puesto en Madrid. Allí, en la ciudad que será sede de la próxima Final Four, se sortea el Top 16. Será en la Casa de Correos, a las 12.45 y retransmitido en directo por La2.

El sistema del sorteo es idéntico al del año pasado. Cuatro bombos de cuatro equipos que se mezclarán hasta configurar los cuatro grupos de esta nueva fase. Se van sacando bolas desde el primer nivel (Panathinaikos, CSKA, Lietuvos y Real Madrid) hasta el último. Mientras sea posible, se manejarán dos premisas obligadas: no podrán coincidir en el mismo grupo equipos que ya hayan coincidido en la fase regular ni conjuntos del mismo país. Sucede que es imposible matemáticamente que se cumplan hasta el final esas restricciones. Por tanto, mientras en los primeros bombos el sorteo está bastante teledirigido, en los inferiores se va acercando al sorteo puro.

Las consecuencias de las citadas restricciones no son demasiado halagüeñas para el Unicaja en un principio. Implicará con seguridad que tendrá de compañero de viaje a uno de los dos transatlánticos de la competición, el Panathinaikos, vigente campeón, o el CSKA. Cada uno de ellos lleva aparejado algunas limitaciones en el sorteo que podrían ser favorables o perjudiciales según se desarrolle el mismo. Así que toca esperar. En una encuesta improvisada, los miembros de la plantilla o del cuerpo técnico consideran que un sorteo sin Barcelona y Olympiacos sería bueno. Fenerbahce o Zalgiris de los equipos del bombo tres y Lottomatica o Partizan del cuatro configurarían un grupo accesible que permitiría pensar sin complejos en acceder a la ronda de cuartos. Tener a los culés o a los rojos de El Pireo de partenaires complicaría sobremanera la situación.

Cuestionado por sus preferencias en el sorteo, Sergio Scariolo no se queda sólo en los rivales, sino que apunta factores importantes como el calendario o los posteriores cruces, que también se sortearán hoy, a tener en cuenta cuando se conozcan los emparejamientos: "Creo que nos toca seguro uno de los dos grandísimos [CSKA o Panathinaikos]. Lo que está pasando en el Olympiacos puede despertar a otro grandísimo equipo que está en el último bombo. Puede producirse una reacción allí. Al final, estaremos atentos no sólo a los oponentes, sino también al calendario, al cruce posterior... Factores que son también importantes. Lo que debemos tener en cuenta es que, cuando se empieza, el equipo debe estar metido como si fuera un torneo de eliminación directa y no una liguilla, porque el margen de error es muy reducido".

La suerte está, en cierta forma, dirigida. Pero los precedentes de los dos últimos años avisan sobre lo que puede ocurrir. El sorteo desde el primer bombo en 2006 fue mucho peor que el del año pasado, saliendo desde el tercero, cuando se pusieron las bases para acceder a la Final Four. Hoy se conocerán los detalles.

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios