Los precedentes avalan la fiabilidad del Unicaja en situaciones límite

  • En las tres anteriores temporadas ganó en la jornada previa al corte de la Copa cuando se jugaba ir o ser cabeza de serie · La ACB no unificará los horarios de los equipos implicados

Salvo en la primera temporada, cuando el italiano cogió el caballo a mitad del río y no llegó a tiempo, el Unicaja de la era Scariolo ha tenido una profusa relación con la jornada número 17, la que termina de repartir los billetes para la Copa del Rey. Así ha sido en la tres anteriores temporadas, en las que siempre ha tenido algo en juego. O bien directamente acudir al torneo de los ocho mejores de la primera vuelta (2004/05) o bien luchar por la posición de cabeza de serie (2005/06 y 2006/07). Y siempre, en estos tres precedentes, hubo éxito.

Vuelve a suceder esta temporada. De nuevo, habrá que tirar de cábalas en esta jornada 17. Son simples para el Unicaja. Irá a la Copa si derrota al Cajasol o el DKV vence en Granada. Eso, salvo cósmicos resultados de +70 puntos a favor de Akasvayu o Gran Canaria que no entran en cálculos lógicos. La lucha por las plazas de cabeza de serie, ventaja relativa a tenor de la situación, también condiciona la pelea. El DKV necesita ganar en Granada para hacerlo. O sea, que teóricamente no le faltará motivación a los de Aíto.

Se da la circunstancia de que el Unicaja puede estar clasificado ya virtualmente el mismo sábado, cuando se miden granadinos y verdinegros. La ACB, siguiendo su costumbre, no unificará los horarios de la 17ª jornada. La patronal de clubes considera que a estas alturas de la competición todos los equipos tienen plena motivación para ganar partidos y, además, los encuentros europeos también influyen. Por ejemplo, hacer jugar al Unicaja el sábado después de un larguísimo viaje a Tel Aviv que culmina con llegada a Málaga el viernes por la mañana habiendo salido del aeropuerto de Ben Gurion casi sin dormir sería un agravio.

El caso es que los precedentes avalan la fiabilidad cajista en situaciones límites. En la campaña 2004/05 necesitó una victoria del Tau en la pista del entonces Caja San Fernando (79-87) para rematar después la faena contra el entonces Fórum (75-64) en un partido muy tenso en el Carpena. El Unicaja entró en el último vagón a Zaragoza, donde se conquistó el primer título nacional de la historia.

Sin tanto dramatismo, también respondió el equipo en 2005/06 y 2006/07 para ser cabeza de serie. La primera vez ganó también al Fórum (77-76, Garbajosa sobre la bocina) y el DKV perdió con el Madrid (80-68). La segunda venció en Murcia (59-82) cuando dependía de sí mismo. En cualquier caso, buenos precedentes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios