Las primeras alegrías llegan para España

  • Peleteiro se coló en la final de triple salto, y Husillos (400) Kevin López y De Arriba (800), en semifinales

El argentino Leandro Paris felicita al español Kevin López. El argentino Leandro Paris felicita al español Kevin López.

El argentino Leandro Paris felicita al español Kevin López. / lavandeira jr. / efe

España cerró su participación en la segunda jornada de los Mundiales con la brillante clasificación de Óscar Husillos para las semifinales de los 400 metros, la de Kevin López y Álvaro de Arriba para la penúltima ronda de los 800 metros y con Ana Peleteiro metida en la final de triple salto.

Husillos tuvo que hacer su mejor marca personal de siempre y correr en 45,22 segundos para acabar en el cuarto lugar de su competitiva serie y entrar por tiempos a las semifinales. "Mejor, imposible: estar entre los 24 mejores y marca personal. Ahora a disfrutar y a recuperar para mañana", celebró el velocista, que corrió en la misma serie que el estadounidense Lashawn Merrit, ex campeón olímpico y mundial y plata en los Juegos de Río 2016.

Desde David Canal, en Edmonton 2001, ningún español había podido sortear las eliminatorias en una carrera de 400 metros en los Mundiales. "No me gusta hablar del récord de Cayetano Cornet (44,96), pero si tiene que salir, saldrá. Los entrenamientos dicen que puedo estar en ello, pero cada carrera es un mundo", apuntó Husillos, que ahora simplemente quiere "disfrutar" de competir con "los mejores del mundo". Lucas Búa y Samuel García, que también competían en los 400 metros, se quedaron lejos de sus marcas y fuera de las semifinales.

Minutos más tarde de la gran actuación de Husillos, Kevin López logró su pase directo a las semifinales al concluir en tercera posición su serie de los 800 metros con 1.45,77 minutos. En cambio, De Arriba tuvo que esperar a que concluyeran todas las series para que su quinta posición y el registro de 1.46,42 le valiese para seguir adelante.

El atleta sevillano completó una carrera inteligente, corriendo en el grupo de cabeza por la calle de dentro y reservando fuerzas para la recta final, donde se abrió a las calles exteriores y logró avanzar hasta la tercera posición con un buen sprint en los 30 metros finales. "Cuando vi que la carrera era rápida, estaba convencido de que podía aguantar en la cuerda y en la última recta abrirme, encontrar hueco y tener fuerzas. Todo eso se me pasó por la cabeza y al final ocurrió", explicó el sevillano tras conseguir su cuarta clasificación consecutiva para unas semifinales mundialistas.

No pudo compartir la alegría de sus compañeros Daniel Andújar, descalificado tras acabar sexto en su serie con un tiempo de 1.46,60 minutos.

La última alegría española de la mañana londinense la protagonizó Peleteiro, al entrar en la competitiva final del triple salto con un registro de 14,07 metros. La saltadora gallega logró la marca en su segundo salto y le sirvió para atrapar la última plaza (duodécima) que daba acceso ala final de una prueba que dominan la colombiana Caterine Ibargüen y la venezolana Yulimar Rojas. "La final es otra guerra. Tengo tres para ver y luego pueden ser seis", apuntó Peleteiro. Fátima Diame fue penúltimo en la calificación.

Ahí acabaron las buenas noticias para el atletismo español, porque los lanzadores cayeron eliminados en su primer contacto con la competición: Carlos Tobalina, en peso, con 19,87; y Berta Castells, en martillo, con 66,11.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios