"Otros sólo hablan de los árbitros cuando les conviene"

  • Guardiola se niega a valorar las actuaciones arbitrales y manda un recado a Mourinho

Josep Guardiola, técnico del Barcelona, renunció en su comparecencia de ayer ante los medios a poner como excusa las decisiones de los árbitros cuando su equipo pierde y afirmó que "otros" sólo hablan de los colegiados cuando les conviene".

El entrenador catalán ofreció la rueda de prensa previa al partido de Copa de hoy ante el Osasuna, en el que el equipo azulgrana defiende una renta de 4-0 y la opción de jugar la siguiente ronda ante el Real Madrid.

Guardiola no quiso hablar del hipotético clásico y, todo lo más, se refirió a los árbitros en lo que muchos entendieron como una alusión a José Mourinho, técnico del Real Madrid, un habitual a la hora de valorar las actuaciones de los árbitros.

"Prefiero decir en alto que no hablo de árbitros porque así luego no podré quejarme si cambio de forma de actuar. No como otros, que sólo lo hacen cuando les conviene", afirmó.

La polémica arbitral llegó tras lo ocurrido el domingo, cuando el Barcelona empató 1-1 después de que el juez no viera una clara mano en área del Espanyol en el último minuto del partido tras un tiro de Pedro que se colaba en la portería.

"Qué me beneficia quejarme. ¿Me dan los puntos? A veces nos favorecen. Sé que a la mínima excepción dirán que son normas escondidas mías... No le veo beneficio", reflexionó Guardiola.

Para el técnico catalán, la única opción de minimizar los errores arbitrales es ser mejor que el rival. "Mis jugadores saben desde el primer día que si hay cosas que nos perjudican, hay que hacerlo mejor", destacó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios