Cajamar y Ruralcaja sellan su fusión por unanimidad

  • El margen de explotación mejorará en 67 millones en los próximos dos ejercicios

Las asambleas de Cajamar y la valenciana Ruralcaja, primera y segunda cajas rurales españolas, aprobaron ayer por unanimidad su fusión. La operación fortalece aún más la posición de la entidad almeriense como líder del sector de rurales españolas. La firma resultante de la fusión, Cajas Rurales Unidas, cuenta con 65.615 millones de euros de negocio gestionado, activos por importe de más de 38.000 millones, un coeficiente de solvencia del 12,3%, 6.360 empleados, 1.474 oficinas, 962.000 socios y 3,3 millones de clientes.

"2011 ha sido un año pródigo en noticias para Cajamar Caja Rural", indicó el presidente de Cajamar Caja Rural, Antonio Pérez Lao, que recordó que el nuevo grupo representa el 45% del negocio total del sector de cajas rurales españolas. "Y nuestra presencia se extiende a 41 provincias de 15 comunidades autónomas", apuntó Pérez Lao, que insistió: "Lo ideal sería que todas las cajas rurales nos integrásemos en un proyecto común".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios