El incremento de las provisiones recorta el beneficio de Cajasol un 19%

  • La caja matiza que las ganancias habrían crecido un 8,5% en caso de no haber realizado las dotaciones · El crédito a la clientela avanza un 2%, "lo que demuestra el compromiso con la economía andaluza"

Cajasol, como el resto de la banca, no se libra de la crisis. Sus resultados de 2008 notaron el bache generalizado: los beneficios netos atribuidos cayeron un 19% para situarse en 160 millones, frente a los 197,18 declarados en 2007. Un día después de que el presidente de la caja, Antonio Pulido, reafirmara la vigencia del proyecto de edificio corporativo en Sevilla y añadiera que la obra generará 2.000 empleos en plena recesión, la entidad financiera procuró destacar también las zonas más luminosas de su cuenta de resultados. Por ejemplo, que sin el enorme incremento de las provisiones (100%) auspiciado por el banco de España y la CECA, los beneficios recurrentes hubieran crecido un 8,4% (216 millones de euros).

Las cifras de morosidad tampoco son del todo negativas. "Cajasol se mantiene por debajo de la media del sector con un ratio del 3,5%", explica la entidad en un comunicado. El promedio entre las cajas de ahorros españolas se situó en el 3,79% en diciembre. Cajasol no aclara en la nota cuál es su tasa de cobertura.

El volumen de negocio del grupo Cajasol , que aglutina a la caja más las empresas financieras participadas, aumentó un 1% en 2008 hasta 42.550 millones, un "moderado crecimiento" que se explica en parte por el ya citado volumen de dotaciones.

El crédito a la clientela del grupo se elevó a 22.684 millones, un 2% más, lo que "demuestra el compromiso con la economía andaluza y con la concesión de crédito a la sociedad", según la caja. Los depósitos de clientes del grupo ascendieron a 19.800 millones, lo que, a juicio de la entidad, es un dato "positivo y contrasta con la caída del ahorro en Andalucía y en el resto de España". Cajasol considera estos resultados "satisfactorios, teniendo en cuenta que el objetivo fundamental en este año es mantener la solvencia y la fortaleza".

El aumento de las dotaciones y provisiones, junto con la provisión genérica que mantiene la entidad en el límite máximo establecido por la normativa, sitúa a Cajasol "como una de las entidades más solventes de España en el sector de las cajas, y muy por encima del sector bancario, con un ratio del 13,4%", destaca el comunicado. La reducción del beneficio del grupo Cajasol se sitúa por debajo de la disminución media del resto de cajas de ahorros españolas, que según ha informado la CECA, se fija en un recorte del 40%, según la nota.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios