Trece detenidos por colaborar con el terrorismo islamistaMueren tres inmigrantes en un cayucoBermejo advierte que no es el "empresario" de los jueces

  • Vinculan a los arrestados, 11 en Barcelona y dos más en Valencia, con el crimen organizado y con células 'yihadistas' La embarcación zarpó desde Gambia y los 74 supervivientes llevaban una semana de travesíaEl ministro emplaza al CGPJ a dar respuesta a la convocatoria de huelga

La Policía Nacional detuvo ayer a 13 personas -once paquistaníes, un indio y un nigeriano- en Barcelona y Valencia dedicadas a la falsificación de pasaportes y al tráfico de seres humanos y drogas. Al parecer, podrían tener relaciones con células yihadistas, informaron las Fuerzas de Seguridad, que no descartaron más detenciones en una operación policial que continúa abierta.

La llamada operación Fish, coordinada por el juez Baltasar Garzón, se puso en marcha en las primeras horas de la madrugada del martes, con registros en el barrio barcelonés de El Raval y en la localidad valenciana de Mislata. Se intervino numerosa documentación, soportes informáticos, teléfonos móviles, material y diversos soportes para la falsificación de documentos, decenas de pasaportes y fotografías tamaño carnet de varias personas. Con esta operación, la Policía ha desmantelado un grupo que supuestamente robaba pasaportes en diferentes ciudades españolas, para luego remitirlos a Tailandia. Desde allí, eran manipulados y enviados a grupos delictivos de Francia, Bélgica, Suiza, Reino Unido, Alemania y Tailandia.

La operación ha sido desarrollada a partir de las investigaciones llevadas a cabo por la Comisaría General de Información (CGI), junto a las Brigadas Provinciales de Barcelona y Valencia y coordinada con los servicios policiales de Bélgica, Francia, Reino Unido, Alemania, Suiza y Tailandia. Los agentes investigan ahora si esta red de falsificación mantenía vínculos con la aportación de documentos falsos a grupos relacionados con el terrorismo internacional, para lo cual están colaborando con los servicios policiales de diferentes países europeos.

Uno de los detenidos en Barcelona lanzó por la ventana de un patio interior, justo antes de ser arrestado, una bolsa con pasaportes. Según explicó uno de los vecinos, que regenta un taller cercano a la zona donde se produjeron la mayoría de arrestos en la capital catalana, cuando abrió su negocio (a las siete de la mañana) se se encontró una bolsa con tres pasaportes a nombre de ciudadanos extranjeros, si bien por el momento se desconoce si eran auténticos o falsificados.

El propietario de los pisos donde se produjeron las detenciones explicó por su parte que los agentes se confundieron al principio de piso y reventaron la puerta de la vivienda de un portugués. El inquilino no estaba en casa cuando irrumpieron los agentes (sobre las cuatro de la mañana), ya que trabaja de noche.

En el barrio del Raval, varios vecinos mostraban su sorpresa por estas nuevas detenciones y se quejaban de la criminalización a la que se ve sometido el barrio, donde últimamente se han producido varias operaciones policiales contra el terrorismo islamista. Es el caso de un joven que contemplaba bastante incrédulo cómo uno de los arrestados, que iba a cara descubierta, era un conocido suyo, con quien suele coincidir en el gimnasio. "Le conozco, y sé que es un chico muy tranquilo", señaló.

Un cayuco con tres inmigrantes muertos fue localizado el lunes por la noche al sur de Gran Canaria. En la embarcación se encontraban 77 inmigrantes subsaharianos, incluyendo a los tres fallecidos, posiblemente procedentes de Gambia, de los cuales al menos 10 eran menores, según la Cruz Roja y la Guardia Civil.

Los inmigrantes, que llevaban navegando entre ocho y 10 días, se hallaban en mal estado de salud a su llegada esta madrugada al puerto de Arguineguin, en el sur de Gran Canaria. El cayuco fue localizado a 60 millas al sur de Gran Canaria por un avión de reconocimiento del Servicio Aéreo de Rescate del Ejército del Aire.

Dos de los inmigrantes fueron atendidos en un centro de salud, informaron a Efe fuentes del 112, que indicaron uno de ellos presentaba malestar general y el otro la amputación de la falange de un dedo. Además, otros 15 miembros de la expedición tuvieron que ser atendidos por los servicios sanitarios a su llegada al puerto grancanario.

El Foro Canario de la Inmigración, como órgano asesor en esta materia del Gobierno de Canarias, lamentó en un comunicado el trágico resultado de una larga travesía de más de diez días, a la que se vieron abocados los tres inmigrantes fallecidos. Además, manifestó que "la inmigración clandestina es un drama humano al que Canarias no quiere, ni debe acostumbrarse".

El Consejo de Gobierno de Canarias mostró su malestar por el fallecimiento de los tres inmigrantes, "no sólo por las pérdidas humanas sino también porque las embarcaciones en las que llegan no son avistadas hasta llegar a la costa". El portavoz del Ejecutivo autonómico, Martín Marrero, reiteró la necesidad de cooperación entre las administraciones públicas dotando de más medios materiales y humanos necesarios para abordar este tipo de sucesos.

El sindicato UGT exigió ayer a las administraciones competentes medidas con las que evitar este "goteo incesante de pérdidas de vidas humanas".

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) debe "dar respuesta" a la huelga que una parte de la judicatura ha convocado para el próximo día 18 de este mes. Así lo exigió ayer el ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, que en todo caso, aseguró que no interferirá en la decisión que tome el órgano de gobierno del Poder Judicial puesto que no es -dijo el ministro- el "empresario" de los jueces.

En una rueda de prensa tras reunirse con las organizaciones de secretarios judiciales, Bermejo explicó que su departamento ha recibido tres comunicaciones de huelga para el 18 de febrero de Tarragona, Las Palmas y Teruel y que, tras un estudio en profundidad, ha concluido que no es competente para dar la respuesta que se le pide. "No somos, en el sentido laboral del término, los empresarios a quien hay que dar el aviso de huelga", explicó Fernández Bermejo, que insistió en que la competencia es de quien tiene la facultad de dirección o disciplinaria, que en este caso es el CGPJ.

El órgano de gobierno de la judicatura fijará el lunes su postura respecto a si los jueces tienen o no derecho de huelga.

Los representantes de las asociaciones de jueces comparecerán en el Congreso el próximo día 25, una semana después de la huelga prevista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios