Más de cien años para cinco grapos por asesinar a dos vigilantes

  • Los terroristas asaltaron un furgón blindado en Vigo y mataron a los dos empleados

La Audiencia Nacional condenó ayer a penas de entre 135 y 144 años de cárcel a cinco de los siete miembros de los Grapo acusados del atraco a un furgón en Vigo (Pontevedra) en el que murieron dos vigilantes, hechos de los que ha absuelto al ex dirigente Manuel Pérez Martínez, camarada Arenas.

Silva Sande, Israel Torralba, Marcos Martín Ponce y Mónica Refojos han sido condenados a 135 años de prisión por delitos de robo con intimidación, asesinato terrorista, lesiones, estragos y tenencia de explosivos y han sido absueltos del de pertenencia a organización terrorista por haber sido ya juzgados por ello. Mientras, Esther González ha recibido la pena mayor de 144 años de cárcel, acusada de los mismo delitos que su compañeros además del de pertenencia a banda armada.

Además, los cinco grapos condenados deberán indemnizar a los familiares de los dos fallecidos con 400.000 euros y no podrán aproximarse a su domicilio ni a la ciudad de Vigo durante cinco años.

El tribunal considera probado que el comando, bajo la dirección de Silva Sande, eligió como objetivo un furgón de Prosegur blindado pero sin inhibidores que llevaba periódicamente fondos al Banco de España en Pontevedra.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios